El tarot gitano: historia y tipos de barajas

♦ ¡Síguenos en Telegram!

Desde sus principios, el tarot ha sido algo prácticamente desconocido para la mayoría de la población, que la califica como algo místico y que no tiene cabida en la vida de las personas más escépticas. Por esto mismo, lo mejor para aprender y confiar en el mundo del esoterismo es aprender su historia y de dónde viene lo que conocemos hoy como tarot.

En este artículo nos acercaremos un poco más a conocer el Tarot Gitano para que así cuando entremos en páginas como tarcano.com para probar una tirada de este tarot, se pueda entender cómo funcionan estas cartas, ya que al tener sus orígenes en países como España, Rusia, Francia e Italia puede existir confusión entre los distintos tipos de baraja.

El tarot gitano ruso

Esta baraja tan peculiar que apareció en Rusia durante el siglo XIX fue creada por Svetlana Alexandrovna Touchkoff. Está formada por 25 láminas o cartas que destacan por tener unas ilustraciones detalladas y únicas.

Cada una de ellas representa una figura que, a su vez, puede tener cuatro posiciones diferentes. En aquel entonces, era algo común para la comunidad gitana sentarse alrededor del fuego cada día para ayudarse entre los miembros de las familias del pueblo gitano a guiarse y tomar decisiones futuras.

Lo más interesante y misterioso de esta baraja es que el significado dependerá de cada figura y su posición además de que, si se colocan todas las cartas unas junto a otras, podremos observar un mosaico con más de 50 figuras.

El tarot gitano italiano

De esta baraja de tarot no se conoce el autor y por lo tanto algunas personas han querido adjudicarse la creación del mismo, pero realmente este tarot es de los más remotos, ya que proviene de Asia Central y los gitanos lo expandieron a Europa comenzando, en concreto, por Italia.

Al contrario que el tarot gitano ruso, esta baraja consta de 78 cartas  Este tarot ha sido el padre de muchos que fueron creándose a lo largo de los años posteriores, siendo algunos de estos el tarot Visconzi-Sforza, Mantegna, Piamonte o Florentina.

¿Es lo mismo que el oráculo gitano?

La respuesta es no. La mayoría de personas al escuchar ambos términos piensan que son dos nombres diferentes para referirse a la misma baraja. No obstante, cada una tiene sus particularidades que pueden conocerse a través de la historia del tarot.

En el caso del Oráculo, está compuesto por 36 cartas que representan diversas situaciones de la vida cotidiana y, sobre todo, relacionadas con el amor. Esto facilita la comprensión de los significados y la precisión de las respuestas que nos pueden llegar a dar las cartas.

Es asombroso que, con adentrarse solo un poco en la historia del tarot y su evolución, se pueda descubrir que hasta existe una gran variedad de barajas y que cada una cuenta con unas cartas y un recorrido diferentes, lo que las hace únicas entre sí a la hora de recibir una tirada de alguna de estas barajas. Y a ti ¿qué cartas te gustan más?


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.