Más de mil personas sin duchar siguen de fiesta 5 días después de Nochevieja
Última actualizaciónLun, 17 Feb 2020 2pm

Mediterráneo Digital | Sociedad

Más de mil personas sin duchar siguen de fiesta 5 días después de Nochevieja

rave ilegal

La Nochevieja en Sant Mateu ha sido de todo menos tranquila. Es 3 de enero pero la fiesta de fin de año continúa en este pequeño municipio de la provincia de Castellón. Sus cerca de dos mil habitantes asisten atónitos al continuo trasiego de personas en un evento ilegal que pretende alargarse hasta Reyes.

Más de mil jóvenes han convertido una nave industrial propiedad de la Diputación y sus alrededores en una especie de festival, organizado por el colectivo «Save The Rave» en redes sociales, en el que reina la música electrónica.

La lista de invitados de este evento «privado» era larga. Cualquiera podía unirse a la convocatoria, pero para ello había que solicitar la dirección de la misma, puesto que el lugar era secreto para que las autoridades no la tumbaran. Se cuentan asistentes de todo el país. De hecho, tres días después se calcula que siguen allí entre 350 y 400 personas.

VÍDEO. Hordas de guarros montan una batalla campal contra la policía en una 'rave' ilegal

La Administración provincial ya ha denunciado la ocupación de la antigua planta de purines. También lo han hecho los propietarios de los terrenos contiguos, que han visto como sus campos de olivos se han llenado de vehículos, tiendas de campaña y mucha suciedad. Las naves afectadas se construyeron hace 15 años y se ubican en una zona limítrofe del término de Sant Mateu con los municipios de La Jana y Cervera del Maestrat.

Por su parte, los efectivos de la Guardia Civil desplazados a la «rave» realizan controles de alcoholemia y drogas en todos los accesos a la localidad para evitar incidentes, al tiempo que estudian el desalojo de quienes todavía festejan el año nuevo sin autorización en esta planta, que está vallada.

La alcaldesa de Sant Mateu, Ana Besalduch, ha relatado que recibió una llamada de la Guardia Civil el día 1 por la mañana, después de que «algún vecino que fue a su finca colindante» diera el aviso de que había una fiesta ilegal, e interpusieron la correspondiente denuncia. Según Besalduch, se está siguiendo el protocolo previsto para estos casos y se ha mostrado confiada en que pueda desalojarse «entre hoy y mañana».

Titulares de portada

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.