bwin banner

¿Cómo puedo reclamar una deuda?

Reclamar una deuda está entre los pasos para empezar de nuevo y hay que tomarlo de la mano de la Ley Segunda Oportunidad, que está hecha para todos los ciudadanos tanto particulares como autónomos. Este proceso que puede realizar cualquiera llega con la cancelación de una deuda, que antes de ser cancelada, algunas veces necesita ser reclamada. 

¿Cómo puedo reclamar una deuda?

Es importante tener claro que lograr esta acción, puede dirigir a una demanda. En la demanda mencionada se debe ser lo más específico que se pueda sobre la deuda que sea necesaria reclamar. 

Honey Girls Club

Asimismo, existe la posibilidad de hacer una demanda por parte de un abogado para que el proceso llegue a ser más eficaz. Algunos jurídicos pueden asesorar y hasta encargarse de la deuda por cualquier otra cuestión que pueda surgir a raíz de ella.  

Los reclamos más comunes vienen a raíz de acreedores, no importa si son autónomos o empresas por deudas comerciales que están presentes frecuentemente. Sin embargo, sea cual sea el caso existen dos mecanismos recomendados por los expertos para reclamar una deuda y están divididos en dos.  

La vía extrajudicial 

Reclamar una deuda no es tarea sencilla, ya que mayormente debe llevarse a cabo como un procedimiento judicial. Por esta razón, como ya fue mencionado, es aconsejable ponerse en contacto con un experto en la materia o un llamado “deudor”. 

Un deudo permitiría intentar llegar a un acuerdo por el reclamo de la deuda. En el caso de que se realice mediante un abogado, en la mayoría de los casos, es garantizando que se realice de mejor forma. La razón es que este dispone de conocimientos y práctica sobre el aspecto más importante: la reclamación. 

The Play Clubs

En primer lugar, el experto debería intentar resolver por qué un moroso no paga. En función a esto, debería recomendar las herramientas para intentar solventar el conflicto de la deuda, ya sea por un fraccionamiento del pago o una reducción del importe. 

Si esta vía extrajudicial no arroja frutos, ya sea porque no se realice el contacto necesario o porque el que debe no tiene la liquidez suficiente para solventar la deuda o recuperar el gasto impago, deberá recurrir a la vía judicial. Mientras más rápido se lleve a cabo será mejor para solventar la situación. 

La vía judicial

Cuándo reclamar una deuda a través de intentos amistosos han fracasado, la próxima solución viable es una demanda frente a tribunales. En este orden, la leye proveería tres tipos de procedimientos distintos, y en cualquiera de ellos, la deuda debe ser dineraria, vencida y exigible. 

La primera opción sería la Petición Inicial de Procedimiento Monitorio, que funciona como una vía para reclamar mediante un documento que acredite la deuda. Las facturas, albaranes, contratos, recibí, entre otros, funcionan.  

Esta vía es frecuentada para reclamar deudas de menor cuantía. La petición inicial no necesitaría la contratación de abogado y procurador, aunque es recomendable por ser conocedores del proceso judicial. 

La segunda opción de reclamo se conoce como Procedimiento Declarativo Verbal u ordinario. En este sentido se acuden a supuestos como procedimiento verbal cuando se trate de reclamos en rentas o acciones de recuperación. Por otro lado, el ordinario es de independencia cuantía y debe verse sobre derechos honoríficos, por ejemplo. 

Recetas Fitness

Procedimiento Cambiario

Entre tercera opción está Procedimiento Cambiario y su especialidad radica en la obligación de devolver una cantidad debido que esté documento en un título de valor, por ejemplo. Puede ser una letra de cambio, un cheque o un pagaré. 

Éstas son parte de las principales formas de reclamar una deuda, en caso de necesitarlo, lo más recomendable es asesorarse con un experto que pueda llevar correctamente el proceso. 

Autor: Andrés Lorenzo

Últimas noticias