El Gobierno de Navarra prohíbe la visita de la Casa Real

bildu-navarra

El Premio "Príncipe de Viana" 2016 de la Cultura no contará con presencia de representantes de la Casa Real española, como ha sido tradicional en las dos últimas décadas.

El Gobierno de Navarra, presidido por Uxue Barkos, ha establecido unas nuevas normas para este galardón, que incluyen también la supresión de la dotación económica y un cambio de ubicación, ya que se entregará en Olite.

El Ejecutivo foral otorga desde 1990 este premio para reconocer a personas o instituciones relevantes en el ámbito de la cultura. Pero tras la llegada al poder del cuatripartito formado por Geroa Gai, EH Bildu, Podemos e Izquierda-Ezkerra, se ha acordado desvincular a la Casa Real de la ceremonia de entrega, que habitualmente presidía en el Monasterio de Leyre el hoy rey Felipe VI en su calidad de príncipe de Viana.

La consejera de Cultura, Ana Herrera, ha explicado que los cambios obedecen a la apuesta del Ejecutivo foral por "poner el acento en lo que realmente interesa", es decir, "la persona o institución premiadas" y no "quién lo entrega" o la cuantía económica que lleva aparejado.

La concejal ha recordado que la decisión de que la Casa Real no esté presente en la entrega viene dada por el acuerdo programático que este verano firmaron los cuatro partidos y sobre el que se sustentó la formación del nuevo Gobierno de Navarra.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.