En plena crisis, Canal 9 gastó 7,4 millones de euros de dinero públicos en taxis y comidas
Última actualizaciónVie, 24 Ene 2020 10pm

En plena crisis, Canal 9 gastó 7,4 millones de euros de dinero públicos en taxis y comidas

canal9

Radiotelevisión Valenciana gastó en los últimos cinco años más de 7,4 millones de euros en dietas y desplazamientos. Un dispendio en el que, informe tras informe, la Sindicatura de Comptes incide por el exceso que significa para las arcas de una sociedad pública.

El último informe no ha sido una excepción. En la memoria que entregó el pasado viernes el Síndic de Comptes, Rafael Vicente Queralt, figura una cantidad de 749.738 euros en dietas y locomoción. El órgano fiscalizador de las cuentas de la Generalitat y del sector público recomienda «un mayor control y seguimiento de los importes autorizados» relativo a esta serie de gastos.

Además, hace una puntualización muy singular respecto al uso de taxis para desplazamientos. El Síndic considera que el servicio tendría que salir a licitación según el articulado de la Ley de Contratos del Sector Público. El personal de Radiotelevisión Valenciana hacía un uso continuado de taxis, por lo que el gasto era de muchos miles de euros al año. La Sindicatura desliza que lo más razonable sería haber sacado a licitación el uso de los taxis para ahorrar un dinero y realizar un uso más eficiente.

El ejercicio de 2012 fue el primero en el que se ejecutaron los grandes recortes aprobado por el Consell a principios de año. El plan de austeridad del presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, comenzó a rodar. Los ajustes se notaron en la partida de dietas y locomoción de Radiotelevisión Valenciana. En sólo un año, sin que se hubiera ejecutado el expediente de regulación de empleo (ERE) en la cadena pública, la partida para dietas se redujo un 48,2%.

En 2011, el gasto fue de 1,4 millones de euros. Ese año la Sindicatura de Comptes ya ponía en duda que ese abono millonario estuviera justificado. El órgano fiscalizador, de la revisión de una muestra de los gastos registrados contablemente en la cuenta «Dietas y desplazamientos», apuntó que algunos de los dispendios en restauración, desplazamiento y combustible justificados carecen de los requisitos necesarios para comprobar su adecuada finalidad, ya que en las facturas no se indica ni el número de comensales, ni el motivo de la comida o viaje.

De este párrafo del informe de la Sindicatura se desprende una falta de control preocupante en el uso del dinero público en RTVV. En el apartado de recomendaciones, el Síndic insiste en que el apartado de gastos en dietas y locomoción debería contener la documentación adecuada para el control del gasto. La diferencia entre 2011 y 2012 demuestra que sí que se podía ahorrar mucho dinero en este tipo de facturas. En 2008, primer año de la crisis económica, la cantidad para comidas y desplazamientos en taxis era desorbitada. Superaba los 2,1 millones de euros. A partir de ese momento la cantidad se redujo, debido sobre todo a un control mucho más exhaustivo.

En 2009 la partida superó los 1,4 millones de euros mientras que un año después se volvió a disparar por encima de los 1,6 millones de euros. En 2011, la cifra descendió un poco. En cinco años, el coste de las comidas, taxis y combustible de Radiotelevisión Valenciana, se redujo en casi un 65%. Pese a la contención del gasto, la Sindicatura de Comptes mantiene que el gasto es todavía muy elevado y que no está justificado de forma completa.

Titulares de portada

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.