Pablo Iglesias ya cuenta con un escolta permanente pagado por el Ministerio del Interior

iglesias

La vida diaria de Pablo Iglesias empieza ser "un infierno" para él. Así lo ha confesado el líder de Podemos: ha pasado de ser un ciudadano anónimo a convertirse en un político al que reconoce todo el mundo y al que le resulta complicado salir a la calle y mezclarse entre la gente. El eurodiputado ya cuenta con protección personal.

Pablo Iglesias dispone desde hace algo más de un mes de un servicio de escolta permanente que le acompaña a diversos actos a los que asiste y que le protege de posibles agresiones o situaciones de riesgo.

Según ha podido confirmar El Confidencial Digital, el encargado de realizar este servicio es un funcionario del Cuerpo Nacional de Policía.

El policía tiene encomendadas dos labores concretas en torno a su persona:

1. Escolta. Trabaja para evitar altercados, alejarle de grandes aglomeraciones de gente o evacuarle en caso de posible agresión.

2. Contravigilancia. También debe velar por el líder de Podemos cuando sale o entra de algún lugar, confirmar que se encuentra seguro, identificar potenciales agresores, prever situaciones de peligro...

El escolta personal acompaña, por tanto, a Pablo Iglesias a su lugar de trabajo, al aeropuerto de Barajas cada lunes, a los actos del partido, a sus reuniones con militantes de base... Incluso a sus comidas o cenas privadas.

De hecho, uno de los momentos en los que el nuevo escolta de Pablo Iglesias se ha visto obligado a intervenir fue con motivo de la Asamblea Ciudadana que celebró Podemos en el Palacio de Vistalegre de Madrid.

Allí, decenas de ciudadanos se abalanzaron sobre él para saludarle, dirigirle unas palabras, sacarse una foto... En ese momento pudo comprobarse cómo una persona que acompañaba a Iglesias se dedicaba a apartar a quienes le podían incomodar.

Autorizado y pagado por el Ministerio del Interior

La orden de asignar este dispositivo de seguridad a Pablo Iglesias ha partido del Ministerio del Interior. Podemos ha pasado a tener representación parlamentaria en Bruselas y él ya es un cargo público.

Sin embargo, fuentes de Interior aseguran que para que un cargo público de este nivel disponga de un servicio de escolta es necesario cursar una solicitud al Ministerio. La secretaría de Estado de Seguridad estudia entonces el caso y toma una decisión. En relación a Pablo Iglesias, después del verano se aprobó la concesión de este dispositivo.

En Bruselas o Estrasburgo, Iglesias no cuenta con este servicio de protección.

Un portavoz oficial de Podemos admite que "en algunos actos de Pablo Iglesias asiste algún policía por motivos de seguridad". Sin embargo, en la formación prefieren no llamarlo escolta.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.