La Tigresa de ETA saldrá de prisión para sacarse el carnet de conducir con el dinero de todos

la-tigresa

La Audiencia Nacional ha concedido a la histórica etarra Idoia López Riaño, actualmente desvinculada de la banda, que salga regularmente de la prisión alavesa de Zaballa en la que se encuentra cumpliendo condena para sacarse el carné de conducir, según el auto de la Sección Primera de la Sala de lo Penal al que ha tenido acceso Europa Press.

El escrito, del que ha sido ponente el presidente de la Sala de lo Penal, Fernando Grande Marlaska, accede a que se le aplique el artículo 117 del Reglamento Penitenciario "al objeto de obtener el carnet de conducir". La Sala alega que "no consta que a la hora de autorizar la realización del curso para la obtención del carnet de conducir se le hiciera saber que no podría acceder a lo previsto en el artículo 117 del Reglamento Penitenciario, situación legal necesaria para aquellos internos en segundo grado que no disfruten de permisos de salida".

El citado artículo recoge que "los internos clasificados en segundo grado de tratamiento (es el caso de La Tigresa) que presenten un perfil de baja peligrosidad social y no ofrezcan riesgos de quebrantamiento de condena, podrán acudir regularmente a una institución exterior para la realización de un programa concreto de atención especializada, siempre que éste sea necesario para su tratamiento y reinserción social".

El auto recuerda que el Centro Penitenciario admitió la participación de la Tigresa en el curso, que "junto a otros internos realizó los reconocimientos médicos y psicotécnicos" y que "no se discute que la interna haya aprobado el examen teórico, siendo merecedora de una nota de recompensa y evaluarse como actividad".

La indisciplina de La Tigresa ya era una constante durante sus años de pistolera en los que participó en numerosos atentados en varias estructuras, entre ellas el sanguinario comando Madrid de ETA en el que militaban otros históricos terroristas como José Ignacio De Juana Chaos. Esa indisciplina también comenzó a ponerla en práctica en prisión desde hace años hasta que fue expulsada de la organización.

En verano de 2010 fue trasladada a la cárcel alavesa de Nanclares de la Oca donde se agrupan a los presos disidentes de ETA. Durante su estancia en esa prisión y ahora en Zaballa ha desempeñado diversas actividades que ETA siempre ha prohibido a sus internos.

López Riaño, cuyo verdadero alias en ETA era Margarita, era la encargada de cuidar a los animales que empleaba la cárcel en un programa de terapia asistida con animales para otros reclusos con problemas de adaptación, según informaron a Europa Press fuentes penitenciarias.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.