Opinión | Pilar Enjamio

Síndrome Post Traumático en la última víctima de El Chicle

el chicle

La terrible situación vivida y que recordará en multitud de ocasiones, no sólo a través de terrores nocturnos o pesadillas, sino que cualquier esquina de una calle, aunque distinta, representará esa calle. Muy probable el desarrollo de una agorafobia y ataques de pánico con sudoración, taquicardia, mareos, ahogo, sensación de pérdida de equilibrio.

A pesar de lo dramático de lo vivido ha tenido el coraje y valentía de conservar el móvil donde grabó la conversación y así convertirla en una prueba contundente. Además sus gritos y la pierna fuera del maletero hicieron que dos testigos le salvaran la vida. También su testimonio ha ayudado a descubrir un destino nada esperanzador para la joven Diana Quer.

Tristísimo para su familia, pero ya sin la duda de los porqués de su desaparición y la fortuna de impedir hubiese más víctimas. Alguien me decía ayer que Diana Quer era un ángel que convirtió de forma pasajera en ángel a una joven, que pudo ser otra víctima y a dos testigos porque ella quería su familia no sufriese más y pudiesen ubicarla.

Está muy viva en el alma de sus padres y hermana y les dará fuerza en muchas circunstancias vitales. Se puede decir que por una especie de milagro y, por supuesto, con esos otros ángeles que son las Fuerzas de Seguridad que han hecho que El Chicle se derrumbe y confiese y les conduzca al lugar.

Esta joven de Boiro, la última víctima y lo decimos con total seguridad confiando este depredador sexual y pervertido no salga de la cárcel, superará sus traumas y miedos, poco a poco. A veces como sucedió en caso Alvia una simple imagen o recuerdo de alguien importante en nuestra vida, que nos regaló algo con todo su amor ejerce un efecto comodín generando esquemas mentales positivos.

Bruno era incapaz de ir por la zona Catiñeiriño y Angrois pero cogió entre sus manos una imagen de una Virgen de su abuela y volvió a cruzar. Las situaciones no tienen por qué suceder de nuevo.

Que procure ir acompañada y aunque no sé si está permitido lleve un spray en el bolso para dirigirlo a los ojos de quien ataque porque, aunque no lo use, le da un atisbo de seguridad.

La vida sigue y que piense que por ella se ha localizado a Diana y un ser de alta peligrosidad social está en prisión.

Pilar Enjamio. Psicólogo
Escrito para MEDITERRÁNEO DIGITAL

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.