Madrid, Madrid, Madrid
Última actualizaciónVie, 28 Feb 2020 8pm

Madrid, Madrid, Madrid

ortega smith carmena

Las aguas del Manzanares corren bien revueltas. La villa en la que pensaba el mexicano Agustín Lara experimenta el mayor viraje de sus últimos cuatro años. El pasado mes de mayo nos dejó encomiables momentos, como el chotis que los líderes de VOX dedicaron a Manuela Carmena coincidiendo con la festividad de nuestro patrón San Isidro. Otros sucesos menos amables revelaron el auténtico espíritu progre, como el escrache que activistas antidesahucios protagonizaron en la pradera a una embarazadísima Begoña Villacís a dos días de dar a luz. Pero, ¿qué esperar de aquellos que son papistas para dar lecciones de moralidad, recordemos a Pablo Iglesias en los debates televisados realizando referencias bíblicas y con jersey y camisa de cuello vuelto, pero que cuando pierden elecciones se tornan violentos? Bajo la máscara de legítimos llamamientos a la Democracia, se desvela el oscuro objetivo de mantener a un colectivo de ciudadanos insatisfechos con el sistema y por ende, más que posibles votantes de Podemos. Pero que a nadie se le olvide: este tipo de comportamientos atentan contra una convivencia que mucho nos está costando hacer madurar en España. Menos mal que el pasado jurista de Manuela Carmena le ha otorgado una mayor sensatez como para no tener que acudir a estas alertas antifascistas a la andaluza.

¿Qué sucederá durante los próximos meses en la cuna del requiebro y el chotis? El doble o nada que la ex alcaldesa de Más Madrid se apostó junto a Íñigo Errejón, se quedará en eso: nada. Más castizos que la calle de Alcalá, los lacayos de sendos madrileños se sumergen ahora en una pugna por el control del grupo municipal. Según las malas lenguas, las dimisiones de los fieles Carmena serán menos de las esperadas y eso abrirá guerra entre los errejonistas que desean nacionalizar el proyecto hacia el ala podemita crítica con el marido de Irene Montero y los carmenistas que quieren recuperar un poder perdido por culpa del reino de taifas en que se ha visto inmerso la formación morada. Como se esperaba, la lección a lo Epi y Blas de Carmena y Errejón poniendo sus caras en las papeletas no resultó efectiva para granjearse votos. ¿Acaso se pensaron que el ciudadano no dispone ya de formación suficiente para elegir con criterio al equipo de su Ayuntamiento? Despierten, ¡estamos en el 2019!

Lamentable fue el calificativo con el que la vicepresidenta sanchista se refirió al trío de Colón que se ha granjeado la capital de España. Pues bien señora Calvo, bajo una humilde opinión como madrileña, lo verdaderamente lamentable son las calzadas sobre las que nuestros coches, bicicletas y patinetes han de circular mientras se han gastado miles de euros en modificar el nombre de nuestras calles (que por cierto, tras diversos recursos por parte de asociaciones ciudadanas, volvieron al nombre original). Lo verdaderamente lamentable son los atascos que se han formado a la entrada de Madrid Central por Plaza de España o por el Paseo del Prado porque a ciertas personitas se les ocurrió grabar en el suelo a fuego una línea roja, oportuno color. Dios quiera que sigamos adoptando medidas para inhalar menos humos pero que sepa que lo único que ha disminuido hasta la fecha es el comercio de los locales de toda la vida del centro. Lo verdaderamente lamentable son los sueldos que reciben nuestros Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que no hace sino mermar la seguridad de nuestros vecinos, en detrimento también de los millones de turistas que recibimos cada año en la capital.

Por su parte, el Partido Popular, como indicó Carmena, gobernará pese a la paradoja de que nunca obtuvo menos votos. Eso sí, el proyecto castizo liderado ya oficialmente por José Luis Martínez Almeida ha sido la formación política que más tiempo ha detentado el bastón de mando de la capital española: Álvarez de Manzano, Ruiz-Gallardón y Botella sumaron 24 años de liderazgo azul desde las primeras elecciones democráticas de 1979. ¿A qué se enfrente ahora la formación azul?

Las mayorías absolutas forman parte de un pasado pendular del poder que ya no sólo se mueve bidireccionalmente, sino que también deberá tener en cuenta a los naranjas de Villacís y a la España Viva liderada en el consistorio madrileño por Javier Ortega Smith. Como bien entonó el jurista durante campaña junto a la pareja de Iván Espinosa de los Monteros y Rocío Monasterio: “¡Madrid, Madrid, Madrid, Carmena qué poco que te queda aquí! ¡Madrid, Madrid, Madrid, limpiaremos las aceras ya por fin y abriremos esa almendra que cerraste, arruinando al comerciante que solo quería vivir!, ¡Madrid!".

Sin duda la vida es como un circo y la Política especialmente. Lo mejor estará por venir a nuestras calles con esta penúltima semana de junio: mientras Carmena formalizará su renuncia al acta de concejal, la capital se prepara para la llegada de los prófugos Carles Puidgemont y Antonio Comín, quienes deberán jurar físicamente en la villa su acta de eurodiputados, con la gran posibilidad de que sean inmediatamente detenidos y puestos a disposición judicial según pisen suelo español. ¡Madrid, Madrid, Madrid, pedazo de la España en que nací!

Patricia Sanz [@patriciasanzlo]

Madrileña y abogada experta en fiscalidad internacional. Redactora jefe de MEDITERRÁNEO DIGITAL

Ha sido jefa de redacción de La Esfera Digital, colaborado en los informativos de Cadena COPE y formado parte del Gabinete de Prensa de la Comisión Europea

Titulares de portada

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.