Opinión | Jordi Garriga

Tabarnia es un error

tabarnia

En mi entorno cada vez se habla más del proyecto de Tabarnia como autonomía separada del resto de Cataluña, agrupando las ciudades de Tarragona y Barcelona y las comarcas colindantes, como entidad de fuerte sentimiento español frente a la Cataluña separatista del interior.

El proyecto, vista la evolución política en Cataluña de los últimos siete años, parece ser lógico vista la dañina actitud de los separatistas, que reinan sobre gran parte del territorio, aunque no dominan las grandes ciudades ni a la mayoría de la población.

Sin embargo, esa táctica de oponer el mismo dolor, de pagar con la misma moneda resulta contraproducente e incluso favorece en realidad a las tesis separatistas.

Los separatistas afirman ser la verdadera Cataluña contra los que llaman "colonos", siendo los nativos (como yo) el verdadero pueblo catalán. Tabarnia confirmaría su tesis, ya que los "colonos" habrían invadido y separado ese territorio de Cataluña.

El hecho en ese proyecto de dividir comarcas por la mitad y llamarlas a una "catalana" y a otra "española" no hace más que dar la razón a los separatistas, dando a entender que lo catalán y lo español son dos realidades diferenciadas.

Tabarnia recuerda demasiado a la región irlandesa del Ulster, siendo Irlanda una gran referencia para los separatistas, aparte del uso del término "unionista". Los separatistas son unos maestros de la lucha cultural y saben imponer las definiciones que a ellos les interesan más para sus propósitos.

Tenemos que recuperar el término "Principado de Cataluña", usado tradicionalmente hasta el s. XIX, y cuyo soberano primero fue el rey de Aragón y luego el de España.

Recordemos que el principal objetivo del separatismo es la destrucción de España y la creación de su propio cortijo. Dicen que sin Barcelona su proyecto carece de fundamento. Tal vez, pero a largo plazo su victoria sería inevitable: hacer de lo catalán y español dos cosas diferentes y disponer de una zona donde campar a sus anchas.

Jordi Garriga Clavé [Twitter: @Jordigave]
Escrito para MEDITERRÁNEO DIGITAL

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.