La policía desmonta un plan para robar el corazón de Maradona

El cuerpo de Diego Armando Maradona está sin corazón desde el mismo día de su muerte. Se lo extrajeron tal dia como hoy, hace ya casi un año, en la operación de autopsia que se realizó entre las 18 y las 22 de aquel 25 de noviembre. Los especialistas decidieron sacar ese órgano vital pero también el hígado y los riñones para estudiarlos con mayor detenimiento. Se trata de un procedimiento habitual en causas donde las razones de muerte de una víctima no están del todo claras. La Justicia ya determinó dónde quedarán almacenados esos órganos y por cuánto tiempo.

En la previa del primer aniversario de la muerte de Maradona, causó un gran revuelo conocer que Diego fue enterrado sin su corazón. Los aficionados se preguntaban donde estaría el corazón del 10 y por fin se ha revelado el misterio. Permanece en el Departamento de Anatomía Patológica de la Policía Bonaerense, en La Plata, custodiado por fuertes medidas de seguridad.

Fuertes medidas de seguridad

Según publican varios medios argentinos, como Olé o Infobae, en la fiscalía ha mostrado su preocupación por la publicación de los detalles revelados sobre los restos del astro argentino y la Justicia se ha visto obligada a reforzar las medidas de seguridad en el lugar donde guardan el corazón y otros órganos de Diego. Además, en las últimas horas, los investigadores descubrieron que un grupo de barrabravas de Gimnasia habían ideado un plan para robar el corazón de Maradona para tenerlo como un trofeo. No era solo una amenaza. Según la policía, los hinchas habían llegado a estudiar por donde podrían entrar en el edificio sin ser detectados.

Los restos que no fueron enterrados en el cementerio Jardín Bella Vista, serán preservados en formol durante los próximos diez años. El 2 de diciembre de 2020, una semana después de la muerte del Diez, los órganos habían sido trasladados a la dependencia de la Superintendencia Científica de la Policía Bonaerense. Ahí se les hicieron estudios complementarios en la búsqueda de anomalías que aportaran datos sobre el motivo de su fallecimiento.

503 gramos de corazón

Los estudios complementarios pudieron realizarse con éxito. Los análisis determinaron que el corazón de Maradona pesaba 503 gramos. Casi el doble de lo que pesa en una persona sana. Ese fue un dato fundamental que utilizaron los especialistas de la junta médica para determinar que la muerte de Maradona se debió a una insuficiencia cardíaca. Además, se encontraron distintas cicatrices producto de varios microinfartos de tiempo atrás.

El corazón del ex capitán de la selección, como el resto de los órganos que se separaron, ya no conservan la forma original. Está previsto que, para realizar el estudio correctamente, se le realicen diversas incisiones para poder analizar cada capa. Eso también pasó en este caso.

El protocolo indica que esos órganos de Diego quedarán resguardados por los próximos 10 años en formol. “Lo usual es que pasado ese tiempo se convierta en residuo porque ya no es de interese para ninguna causa aunque en este caso probablemente se envíe una solicitud especial para que se conserve dado la importancia simbólica que tiene el corazón de Maradona”, cuentan fuentes cercanas al expediente.

Todo ese tiempo, el órgano vital de Diego quedará bajo custodia en el Departamento de Anatomía Patológica que pertenece a la Policía Bonaerense y que se ubica a solo 300 metros del estadio de Gimnasia y Esgrima de La Plata.

¡AD1OS! Muere Diego Armando Maradona

• SÍGUENOS EN TELEGRAM

Mediterráneo Digital
Autor: Mediterráneo DigitalWebsite: https://www.mediterraneodigital.com/
Políticamente incorrecto. Información, noticias y actualidad. Desde 2010.

Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.