Pedro Sánchez regala a la Generalitat de Cataluña 1.240 millones de euros

Nirvana

Los independentistas catalanes redoblan su órdago pidiendo una ley de amnistía para sus golpistas, pero no se olvidan del dinero del Estado. Y tiran de él a lo grande, con el beneplácito de Pedro Sánchez, que regaló a la Generalitat más de 1.200 millones de euros en julio, cuando iniciaba sus negociaciones con Puigdemont.

Los secesionistas siguen exprimiendo la caja de dinero público que tiene en sus manos Pedro Sánchez y con la que aprovecha para regar sus pactos con los secesionistas. «Moncloa ha acelerado las concesiones financieras a la Generalitat de forma muy evidente para alimentar sus negociaciones con ERC y Junts», reconoce a Okdiario un veterano del nacionalismo catalán que mantiene contactos directos con la Administración catalana. Y los documentos oficiales de la Generalitat que ha localizado este periódico lo confirman.

Honey Girls Club

Las exigencias financieras de la Generalitat y las prebendas concedidas en este sentido por la coalición sociocomunista de Pedro Sánchez y Yolanda Díaz parecen haber quedado en un segundo plano en las últimas semanas, pero no es así en realidad.

Según documentos oficiales del Gobierno catalán a los que ha tenido acceso Okdiario, coincidiendo con el inicio de sus conversaciones con los independentistas tras el 23J, Sánchez ha regalado a la Generalitat del ex presidente Puigdemont otros 1.240 millones de euros a fondo perdido en forma de préstamos del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA), ese enorme banco estatal del que abreva el independentismo a costa del resto de España.

Los independentistas lo dejaron claro en cuanto empezaron a negociar con Sánchez una nueva investidura. Nada más conocerse los resultados que había arrojado el 23J, que dejan a Sánchez en manos de la ERC del golpista Oriol Junqueras y del Junts del fugado Puigdemont –además de los proetarras de Bildu–, los secesionistas catalanes plantearon sus exigencias y la Generalitat ha empezado a cobrárselas. Y entre ellas destaca, además de su particular hoja de ruta independentista que incluye la amnistía, el perdón de la deuda acumulada por la Generalitat con el conjunto de España: todo el dinero que ha recibido del FLA y no ha devuelto.

Amenaza de impago

Pese a esa exigencia, que a cualquier prestamista le haría cerrar el grifo al cliente que pone sobre la mesa el impago de lo atrasado, Pedro Sánchez engordó el dinero inyectado a la Generalitat. Según los datos oficiales a los que ha tenido acceso Okdiario y todavía no desvelados por el Gobierno central, Sánchez transfirió al Ejecutivo catalán en julio 1.240 millones de euros. Con ellos se alimenta la maquinaria administrativa en la que se sustenta el independentismo. Sólo una pequeña porción va para devolver los créditos atrasados. Por eso, la deuda neta de Cataluña con el resto de España no para de engordar.

La cantidad entregada en julio a la Generalitat por el Gobierno de Sánchez es inusualmente elevada si se compara con la que le transfirió en junio por la misma vía, justo antes de las elecciones generales. Aquel mes le prestó 708 millones de euros. Es decir, el inicio de las negociaciones para una nueva investidura le hizo tirar de chequera estatal con una generosidad disparada: prestó al Ejecutivo independentista que preside Pere Aragonés (ERC) otros 1.240 millones.

The Play Clubs
Autor: OKdiario

Últimas noticias