Denuncian a un socorrista por masturbarse mientras vigilaba a las bañistas

¡Síguenos en Telegram!

La Policía Nacional de Benidorm (Alicante) está investigando la denuncia presentada por el excoordinador de la vigilancia de las playas en Calpe, Juan Luis San Nicolás, al tener conocimiento de que uno de los socorristas que ahora trabaja en la empresa concesionaria de salvamento se masturbaba mientras vigilaba la playa del Arenal-Bol. El hombre presentó la denuncia el pasado sábado tras acudir primero a la Guardia Civil de la localiudad e indicarle los agentes que debía interponerla en la comisaría de Benidorm. El denunciante ha aportado vídeos descargados de las redes sociales en los que el socorrista aparecería acariciándose los genitales y masturbándose. Los habría grabado el mismo denunciado mientras estaba en la silla de vigilancia de la playa. Asegura en la denuncia que los vídeos los colgó el socorrista en sus cuentas de Instagram y Twitter y que los hizo «delante de toda la gente, incluyendo menores».

El denunciante precisa que estos hechos se los trasladaron bañistas de la playa que conoce de su época de coordinador del salvamento en Calpe. También advierte de que ha puesto los hechos en conocimiento de la empresa Eulen, que es la que se encarga del socorrismo en el litoral calpino. «A día de hoy no he obtenido respuesta», apostilla el denunciante, que también señala que ha enviado correos electrónicos al responsable municipal de Playas y ha informado de la supuesta conducta obscena del socorrista en el buzón digital de quejas y sugerencias del consistorio.

Fuentes del Ayuntamiento de Calpe han confirmado que tienen conocimiento de los presuntos hechos y han apuntado al respecto que por su parte “se ha hablado con la empresa para que dé una solución a esta situación”, puesto que no se trata un trabajador del Consistorio municipal sino que trabaja para una empresa subcontratada por este. Se desconoce si a día de hoy el denunciado sigue trabajando como socorrista.

Mientras tanto, allegados al denunciado aseguran que los hechos no son ciertos, que lo que cuenta el denunciante “es prácticamente todo mentira”.

Los hechos están siendo investigados por la Guardia Civil y ya han sido puestos en conocimiento del Juzgado de Guardia.

El Código Penal recoge en su artículo 185 el delito de exhibicionismo y señala: “El que ejecutare o hiciere ejecutar a otra persona actos de exhibición obscena ante menores de edad o personas con discapacidad necesitadas de especial protección, será castigado con la pena de prisión de 6 meses a 1 año o multa de 12 a 24 meses”.

Un magrebí agrede a una socorrista y la arrastra hasta las duchas para violarla

Mediterráneo Digital
Autor: Mediterráneo DigitalWebsite: https://www.mediterraneodigital.com/
Políticamente incorrecto.

Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.