Un chimpancé se fuga del Zoo de Barcelona y vuelve en media hora

Un chimpancé del Zoo de Barcelona protagonizó una fuga este sábado por la mañana. El mono, llamado Oseye, decidió escaparse del recinto y subir hasta una cornisa durante prácticamente media hora.

Fuga de un chimpancé

Los responsables de las instalaciones activaron el plan de autoprotección para salvaguardar al animal. La fuga del chimpancé tuvo lugar poco antes de la apertura de puertas y el parque se mantuvo cerrado hasta que se normalizó la situación.

Tras el suceso, los primates del Zoo no estuvieron en el área expuesta a los visitantes y permanecerán en su zona de descanso hasta que los responsables hagan una evaluación del recinto y averigüen cómo logró acceder hasta allí, según La Vanguardia.

En la Barcelona pogre y multicultural de Ada Colau hay tanta inseguridad que hasta el mono, cuando salió a las calles de la ciudad, pensó que estaba mucho más seguro en su jaula. 

Un hombre detenido en el Zoo

Por otro lado, el lunes pasado un hombre se coló en el recinto de los elefantes del zoológico. Hacía pocos minutos que el parque había abierto sus puertas y los cuidadores, veterinarios y demás empleados vieron como una persona se encontraba en el espacio de los elefantes.

Fue entonces cuando agentes de los Mossos d'Esquadra se acercaron hasta él y detuvieron al individuo, que fue trasladado hasta un centro sanitario ante su estado de excitación. La patrulla asegura que desconoce cómo accedió al recinto.

Un gorila agrede a dos fotógrafos

A finales de 1989 el parque restringió la exhibición de sus gorilas tras la fuga de uno de ellos. El animal se escapó de sus instalaciones y campó por el recinto durante unos 20 minutos. Al tener conocimiento del suceso, los empleados del zoo se movilizaron para reducir al mamífero y trasladarlo a su espacio. Durante ese tiempo el gorila agredió a dos fotógrafos que trabajaban allí.

La investigación que abrió el zoo determinó que el animal saltó por las paredes de la instalación, a pesar de tener una altura de unos cuatro metros, ya que las puertas de acceso estaban correctamente cerradas.

Además de no exhibir a todos los gorilas, la dirección del parque decidió entonces que Copito de Nieve, que fue el emblema del parque durante muchos años, y su grupo, fueran visitados únicamente en su recinto interior.

Dos gorilas se la chupan en el zoo

Mediterráneo Digital
Autor: Mediterráneo DigitalWebsite: https://www.mediterraneodigital.com/
Políticamente incorrecto. Información, noticias y actualidad. Desde 2010.

Los más leídos