Última actualizaciónVie, 07 Ago 2020 11am

Mediterráneo Digital | Gente y Televisión

¡Exclusiva Mediterráneo Digital! John Cobra: 'Vuelvo a España para entrar en prisión'

john-cobra-venezuela

Mediterráneo Digital | Edgar Sánchez

Saltó a las primeras planas de los medios de comunicación nacionales tras el escándalo de la gala de Eurovisión en 2010, un programa en directo para todo el país en el que competía por ser el representante español en el certamen anual de la canción continental. Ante el estupor y la sorpresa generalizada, insultó, se encaró y lanzó toda clase de improperios al público tras los repetidos abucheos a su actuación. Lo nunca visto en televisión.

Sin embargo, John Cobra, alter ego de Mario Vaquero, el rapero valenciano, era ya toda una estrella en la red de redes gracias a sus particulares 'duelos virtuales' con El Batu de Las Palmas, un clásico de YouTube que convirtió sus videos en un éxito viral a gran escala. Su innegable tirón le valió, incluso, para dar el salto a la gran pantalla y hacer un cameo en Torrente 4, la popular saga cinematográfica de Santiago Segura.

Hoy, y tras 5 años de exilio forzoso, John Cobra rompe su silencio y explica, en una entrevista exclusiva en Mediterráneo Digital, toda la verdad sobre su esperado regreso a España.

 

Parece que fue ayer, pero son ya 5 años fuera de España. ¿Por qué decidió John Cobra marcharse a hacer las Américas? Te fuiste además en tu mejor momento de popularidad. ¿Dónde has estado?

Sí, lo cierto es que sí. Vine en un momento en el que por fin estaba logrando hacer lo que tanto había ansiado: hacer música y tener un equipo de gente para poder alcanzar mi sueño, que desde el principio fue poder sacar un disco a la venta. Para mí, llegar a El Corte Inglés y verme en un escaparate, y mi disco en la sección de rap, fue lo máximo. De hecho, se comercializó de manera virtual, como todos hacen hoy en día.

Pero diferentes problemas fueron el detonante de la idea que ya tenía hace años en la cabeza, que no era otra de cambiar de vida, yéndome bien lejos. Tras una grave enfermedad, con posterior escándalo en el hospital, de un familiar muy allegado, y la carta de un juzgado en la que el fiscal solicitaba (y solicita) 7 años de cárcel para mí, siendo totalmente inocente, no quise complicarme más y me marché de España un 6 de junio de 2012.

Ahora recuerdo que sí, que estaba sacando canciones y vídeos de música que aún se escuchan. Estuve como dos años sin hacer ningún tipo de vídeo, pero la gente parece adicta a ésto, y para mi alegría no se olvidan de John Cobra y continúan pidiendo vídeos, o se interesan por mi estado como tú, que para mí, sin peloteos, eres el periodista más auténtico y con más cojones que he conocido en la vida. Aparte de la amistad que nos une desde hace ya muchos años...

Pero bueno, ya son 5 años casi fuera de mi país, de mi gente, y echo mucho de menos al viejo. Voy a entregarme a las autoridades para poder abrazarlo, porque, la verdad, con los años, uno como que vuelve a ser niño. Y ya para mí lo principal no es una mujer, un coche o ni el mismo éxito. Para mí ahora lo más importante es estar bien con mis padres, y tenerlos contentos, no hacerlos padecer más que ya han sufrido suficiente. El cambio va a ser brutal.

Me veo en un patio de Madrid helado de frio y rodeado de gente como yo, se acabaron las playas con culitos en tanga... ¡qué le vamos a hacer! Así es mi vida, llena de contrastes. Solo quiero volver a abrazar a mi padre y salir de aquí. En realidad, he tenido mucha suerte de seguir con vida. 5 años solo en Sudamérica no los sobrevive ni ese que va solo por las islas cazando gambas... soy John Cobra.

Pido un "kit-kat" y prometo volver bien fuerte, entrenando en la sombra y componiendo. Cuando salga de prisión, volveré a hacer lo que más me gusta, que es divertir y divertirme, y pondré en marcha todo lo que dejé a medias, mi vida, mi web... no sé si todo volverá a ser igual, pero el último video ha tenido 700 mil visitas en una semana... John Cobra es eterno, para bien o para mal.

john-cobra-mujeres

¿Cómo han sido tus años en el exilio? ¿Has trabajado? ¿Cómo has vivido? ¿Cómo los recordarás?

Bueno... aquí es como vivir en otro planeta. Al poco de llegar, rompí con Carol, y pasé de Colombia a Venezuela, donde escribí la mitad de mi libro autobiográfico. El paso fronterizo de manera ilegal, o el escándalo en pleno vuelo donde acabe detenido, acusado de poner en peligro a la tripulación con destino a la Isla Margarita, por culpa de un idiota y de una azafata malfollada, varias peleas en las que ha habido de todo, y sobretodo, muchos despistes, demasiados fallos, sobretodo últimamente, que también me han servido para reflexionar sobre volver a la madre patria.

Vivir y no quiero presumir, vivo como un rey, y conforme se va acercando la hora de que ese avión despegue lo pienso y.. uf! Se acabó el follar y las bellezas, se acabó comer en restaurantes, la vida en hoteles y también las rumbas, donde bebía mucho alcohol. Ya no bebo nada desde hace meses, ya que mezclado con mi medicación psiquiátrica estaba poniendo en peligro mi salud.

Llegué acogido en una casa familiar en uno de los peores barrios de Caracas, Carapita, pero pronto contacté con españoles aquí y me fuí para "la perla del caribe", para la Isla Margarita. Estar solo aquí es como ser una golosina. Me han atracado varias veces, unas por descuido y otros con pelea. También he tenido mis tardes de gloria, pero demasiado rizar el rizo, creo que es hora de volver, por mucho que me pese.

En Navidad ví a mi padre por videollamada, y su cara de felicidad era como la de un niño. El hombre está preocupado por su predilecto. Mi madre es mucho más temeraria, me dijo que no quería verme preso. Mi padre, directamente, me dijo que no quería verme muerto.

john-cobra-piscina

Por tus vídeos, vemos que has estado muy atento y seguido muy de cerca la actualidad española. ¿Qué es lo que más has echado de menos de nuestro país?

Pues la verdad, lo primero como ya te he dicho la familia, más que nada a mi padre, pues mi madre la he visto cada año que ha venido a visitarme, pero con mi padre son ya 5 años sin vernos. Necesito de sus consejos, mantener una conversación con él, de nuestras bromas, de entenderlo con una mirada, de darle la alegría de volver. Cuando empecé con esto de la fama, ni pensaba en ellos, pero conforme veo que se me hacen mayores, la verdad lo llevo bastante mal, no estoy preparado para que nada malo pase, no quiero ni imaginarlo. Y muchas otras cosas.

Menos mujeres, por aquí no hay nada, pero mujeres... no sé si será que con la vejez me he hecho más interesante, o será el acento, o que huelen a Euro.... pero desde que rompí con mi exmujer, he vivido un auténtico libertinaje sexual, follándomelas de dos en dos y bueno, sin ninguna pega, allí no triunfaba tanto ni siendo el Cobra.

También echo de menos mucho la comida de mi vieja, un buen puchero, una buena tortilla, el almuerzo matinal de lomo con ajoaceite... es mucho tiempo, y siento que si no vuelvo ahora me arrepentiré siempre. Pero repito, yo ya tengo 38 años y ellos ya se han hecho mayores, es hora de dar la cara y demostrar mi inocencia. Esto siempre estará aquí para cuando quiera volver.

Quería aprovechar la oportunidad que me brinda Mediterráneo Digital para dar las gracias a toda la gente que me lleva siguiendo en este mundo John Cobra, y que aun pide videos, o una nota de voz, porque andan celebrando el cumpleaños de alguien del que soy su ídolo. La verdad es algo que me llena de felicidad, que la gente no se haya olvidado de mí, y que muchos hayan crecido viéndome, como yo crecí viendo 'Yaki y Nuka'.

Pero esperad. Queda mi golpe final, porque nadie sabe que me voy, y a mí me gusta dar el golpe en el momento justo y sin opción a respuesta. Voy a estar de vacaciones un tiempo que me va a servir para recibir toda la medicación y el tratamiento 'psiquiátrico que necesito, entrenar y volver como un león. ¡Palabra de John!

 


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.