La mujer de Puigdemont le declara la independencia: 'separación temporal'

puigdemont marcela topor

Tanta independencia se le ha acabado por meter en casa a Puigdemont. La señora del expresident fugado, Marcela Topor, podría haberle aplicado una DUI por la vía directa. Y esta no tendrá marcha atrás, como la que proclamó desde el Parlament su Molt honorable esposo y que dio lugar a la ya tristemente famosa Republiqueta interruptus de los ocho segundos. Esperamos que no sea igual de rápido para todo.

Según publica el diario La Razón, la pareja podría haberse dado "un tiempo" en su relación, en lo que califican como una "separación temporal". La presión de sus dos años fugado en Bélgica o los numerosos problemas judiciales derivados de la crisis política en Cataluña han acabado pasando factura al matrimonio Puigdemont, que tiene dos hijas en común. El procés ha arrasado con todo. No solo ha partido literalmente en dos a la sociedad catalana: ahora, se les ha colado hasta en la cama. Maldito karma.

Puigdemont abre una cuenta a nombre de su mujer y pide dinero para el exilio

Nacida en Vaslui (Rumanía) en 1976, Marcela Topor es licenciada en filología inglesa y conoció a Carles Puigdemont en el Festival de Teatro Amateur de Gerona, en el que participaba como actriz en 1996.

Actualmente. presenta un programa en la televisión pública 'La Xarxa', que depende directamente de la Diputación de Barcelona, un trabajo por el que se embolsa la nada desdeñable cifra de 6.000 euros al mes, un contrato absolutamente fuera de mercado en el mundo de la comunicación.

¡Son una mafia! El PSC le hace un contrato a la mujer de Puigdemont de 6.000 euros públicos al mes

En el entorno de los Puigdemont todo parece un misterio, aunque admiten que la pareja lleva ya meses bastante distanciada. Nadie confirma un divorcio o una separación oficial, pero sí un "alejamiento temporal", un eufemismo para decir que no pasan por su mejor momento.

Lo cierto es que Marcela Topor vive en un auténtico retiro dorado: se la ve por algunos locales de moda en Barcelona, frecuenta el restaurante Artte en la calle Muntaner, centro de reunión de pintores y escultores, graba su programa todas las semanas y se la ha visto por otros lugares del Barrio Gótico y en salas de exposiciones. Al parecer, es una mujer algo bohemia, apasionada del arte modernista.

La ANC y Òmnium cobran 65 euros para cenar con la mujer de Puigdemont

La primera dama rumana siempre ha tenido un caché muy alto. Durante un tiempo trabajó para Catalonia Today, una publicación en lengua inglesa de corte nacionalista que se inventó su esposo. Ella fue directora y editora del medio, que recibió fuertes subvenciones públicas de la Generalitat y otras instituciones catalanas. En sus artículos era una ferviente defensora del independentismo y muy crítica con el gobierno de España, al que culpaba de "frustrar las ambiciones legítimas" del pueblo de Cataluña. También colaboró como entrevistadora en El Punt Avui TV, donde daba cobertura a extranjeros residentes en Cataluña a favor de la independencia. Todos fueron medios con escasa audiencia. ¿Seremos tan mal pensados que estaba ahí enchufada por su marido? ¿No verdad?

Desde que pisó nuestro país, Marcela Topor se reconvirtió rápidamente a la causa. Es una defensora radical del 'derecho a decidir' y nunca ha escondido sus críticas al Estado, al que llegó a calificar abiertamente de opresor y antidemocrático. Si tan poco le gusta nuestro país y tan mal se siente aquí, que deje de sufrir... ¿por qué no vuelve a Rumanía?

La mujer rumana de Puigdemont: 'España no es una democracia'


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.