Las nuevas tarifas de la luz ¿las conoces ya?

¡Síguenos en Telegram!

Ha llegado el mes de junio y se ha producido un cambio importante en la factura de la luz que recibimos todos los meses. Ya no se puede elegir entre una tarifa única y una tarifa con discriminación por tramos, para el uso diario y el uso nocturno de la energía. Ahora, llega el momento en que todos tendremos tres tramos horarios, en los que el precio de la energía es diferente.

Esta medida se ha tomado para hacernos ahorrar planificando el uso de los electrodomésticos en franjas horarias en las que el precio de la energía es menor. En los momentos centrales del día el precio es mayor, así que es fundamental conocer las tarifas de luz y contratar la que más se ajuste a nuestras necesidades.

Distintos tramos de tarificación de la luz

Desde el día 1 de junio hay tres tramos horarios que tenemos que tener en cuenta para ahorrar en la factura mensual de la luz. Vamos a conocerlos y a detallar cada uno de ellos, para conocer bien los detalles que conforman cada uno de ellos.

  • Tramo Valle: Este tramo es el que cuenta con el precio por kW/h más barato y es el que tenemos que conocer mejor para poner la lavadora, el lavavajillas y otros electrodomésticos de alto consumo sin llevarnos un susto en la factura. Comienza de las 0:00 horas hasta las 8:00 de la mañana. Se aplica durante todo el fin de semana, sábados y domingos, así que ese es el mejor momento para utilizar estos aparatos en casa.
  • Tramo Llano: Este tramo tiene precios algo más elevados, pero no es excesivamente caro. Abarca de 8:00 a 10:00 de la mañana y por la tarde se activa de 14:00 a 18:00 horas. También se incluyen en este tramo las dos últimas horas del día, entre las 22:00 hasta las 24:00 horas.
  • Tramo Pico: Se trata del tramo más caro de todos. Por suerte, es el que menos tiempo dura, aunque se ubica en la parte central del día. Arranca a las 10 de la mañana hasta las 14:00 horas y por la tarde vuelve a estar activo de 18:00 a 22:00 horas.

Potencia contratada

El gasto mensual en electricidad no solo se produce en lo que respecta al consumo, sino que también hay que tener en cuenta la potencia contratada. En España la media de potencia contratada para el hogar oscila entre los 3,45 y los 4,5 kWh, aunque en algunos casos puede ser mejor contratar 5,75 kWh.

La potencia necesaria depende de los electrodomésticos que quieren utilizarse a la vez. Es mejor contratar una potencia superior a la necesaria para evitar sustos y que salte el diferencial general por un exceso de consumo, algo bastante molesto.

Por suerte, también se puede encontrar un contrato con una tarifa de la luz que contemple una potencia doble que puede ser utilizada con discriminación horaria, así que también se puede ahorrar en este aspecto. Busca la tarifa que más se acerque a las necesidades de tu hogar y ahorra dinero cada mes.

Autor: Irene Franco

Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.