El desempleo sigue desbocado: en agosto, 30.000 parados más

♦ #StopCensura ¡Síguenos en Telegram!

El mercado laboral español no termina de remontar el vuelo tras el fuerte golpe asestado por la pandemia del coronavirus y el cierre de comercios y negocios decretado por el estado de alarma. Cuando se confiaba en el verano como tabla de salvación de la economía por la llegada de viajeros extranjeros, las restricciones impuestas por otros países y los nuevos brotes de contagios perjudicaron gravemente al turismo en los meses principales de campaña para el sector. El número de personas en paro aumentó en 29.780 personas (0,79%) en el mes de agosto en relación con el mes anterior, hasta un total de 3.802.814, según los datos comunicados por el Ministerio de Trabajo y el Ministerio de la Seguridad Social.

En la nota enviada a los medios, el Gobierno destaca que en el cierre de un mes tradicionalmente malo para el mercado de trabajo por el fin de la temporada turística, la subida del desempleo fue la menor registrada en agosto desde el año 2016. Sin embargo, las cifras totales de paro están muy por encima de las registradas en el mismo mes de 2019, cuando el número de desempleados ascendía a 3.065.804. En consecuencia, el impacto de la gestión de la crisis del coronavirus arrastra un total de 737.010 parados más que hace justo un año en el mercado laboral de nuestro país.

Por sectores, el número de parados bajó en la agricultura (13.523 menos) y por contra, subió en la construcción (7.983), la industria (2.981) y el colectivo sin empleo anterior (11.853). Donde registró un mayor incremento fue en el sector servicios (20.216 más), una situación que Trabajo achaca a los vetos de movilidad dictados por parte de los principales países emisores de turismo del mercado español.

En términos de ocupación, el empleo volvió a crecer, aunque ligeramente, en agosto por cuarto mes consecutivo y por primera vez en un octavo mes del año y sumó a 6.822 cotizantes, hasta llegar a un total de 18.792.376 afiliados. A pesar de ello, las cifras son todavía inferiores a las registradas antes de la crisis del coronavirus, cuando la afiliación media se situaba en 19.323.000 personas, es decir, hay 527.851 afiliados menos. Además, a cierre del mes se registraron 82.541 ocupados menos que a su inicio, ya que que solo en la jornada del lunes 31 se dieron de baja a 211.566 trabajadores debido al fin de la temporada de verano.

A esto se une que a cierre de agosto todavía había un total de 812.438 trabajadores bajo el paraguas de un Expediente de Regulación Temporal de Empleo ERTE, aunque supone 306.104 menos que en julio. Desde el Gobierno subrayan que tres de cada cuatro personas incluidas en ERTE durante la pandemia han salido de esta situación.

La crisis del coronavirus destruye 90.000 empresas en España


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.