Mediterráneo Digital | Finanzas

¿Qué alternativas existen para financiar una empresa?

financiar empresa

Crear y mantener a flote una empresa requiere de una inversión importante de dinero. Muchos empresarios tienen la necesidad de acudir a fuentes de financiación externa, para enfrentar el azote de la crisis financiera. Sin embargo, cada vez es más complicado acceder a productos financieros de la banca común, o estos no cubren las necesidades actuales. Es por tanto que se requiere buscar alternativas para el financiamiento de una empresa en España.

Formas de financiación para una empresa en España

Los bancos tradicionales siguen siendo la primera opción cuando un empresario requiere de una inyección monetaria. Sin embargo, ahora hay muchas alternativas dispuestas para apalancar una empresa, sea grande o pequeña. A continuación se nombran las más comunes y que resultan en beneficio para los empresarios.

Financiación a través de ICO

El Instituto de Crédito Oficial es una alternativa de financiación cuando acudir a un banco tradicional no da resultados. Las pymes, autónomos y otras empresas pueden cubrir sus necesidades financieras con un préstamo de este tipo.

Ahora bien, los préstamos ICO tienen la particularidad de que la financiación máxima llega a aproximadamente 12,5 millones de euros. Pero en su mayoría, se aprueba financiación que no supera a los 25.000 €. Por lo tanto, está destinado a pymes o microempresas. Por lo tanto, grandes empresarios quizás necesiten acudir a otras alternativas de financiamiento, para obtener mayor capital.

Entidades o Sociedades reguladas por el Banco de España

En este punto, entidades financieras las cuales regula el Banco de España, ofrecen créditos a empresarios con un aval. Estas sociedades de Garantía Recíproca son entidades sin fines de lucro, que establecen condiciones de crédito muy atractivas.

¿Quiénes puedes acceder a este tipo de financiación? Aquellas empresas que no poseen garantías que el banco exige.

Las condiciones de estas entidades mejoran el financiamiento de las empresas, haciendo los productos crediticios más económicos. Para tal fin, se procede a hacer un acuerdo de sociedad participativa.

Préstamos Fintech

Son plataformas que ofrecen financiación a empresas con propuestas novedosas, básicamente de tecnología. Pedir financiación con estas plataformas resulta en abaratamiento de los productos, con la agilidad de los trámites. Dentro de esta categoría de financiación hay un sinfín de opciones para los empresarios.

Hay plataformas Fintech que brindan ayuda a empresas inmobiliarias, con el aporte de capital privado. Los préstamos P2P cada vez surgen con más fuerza, pues ofrecen préstamos privados por un porcentaje de rentabilidad y sin muchos trámites.

Los nuevos modelos de financiación e inversión que involucran particulares y empresarios también están promoviéndose como medios de ayuda para empresas en España. También hay plataformas Fintech con líneas de descuento de pagarés, donde se provee financiación con soporte de un pagaré. Y estas son solo algunas de las alternativas para conseguir financiación para una empresa.

Equity Finance es otra manera de inyectar liquidez monetaria a una empresa, con un porcentaje de acciones para el inversor. La elección de cualquiera de estas alternativas Fintech dependerá de la necesidad del empresario y su negocio. 

Fondos de capital de Riesgo

Este producto de financiación involucra inversionistas profesionales que dan capital a proyectos de emprendimiento. El inversionista acepta participar por determinado tiempo en el proyecto y proveer la financiación requerida. Una vez que la inversión dé frutos, el inversionista se retirará llevándose el capital invertido y una remuneración.

Adicional al capital invertido en la empresa, estos expertos financieros aportan su experiencia al proyecto empresarial. De tal manera que suponen una alternativa dinamizadora, con fines a la transformación de las empresas.

Este tipo de financiación es de alto riesgo, pues la rentabilidad de la inversión depende del éxito del proyecto. En caso de que este fracase, se pierde el capital invertido.

Evaluar las alternativas de financiación

Antes de solicitar un producto de financiamiento, será necesario que determines para qué es necesario el capital. Evalúa con minuciosidad las alternativas que están a la mano para financiar tu empresa y así poder escoger la más adecuada. La elección no solo dependerá del monto que se desee, sino de lo que necesita el proyecto empresarial.

Como consejo adicional, para que el crecimiento de tu empresa sea progresivo, debes administrar correctamente tus finanzas. Es importante realizar un presupuesto, y apegarse a él, incluso después de solicitado el producto de financiación. De esta manera el empresario se asegurará de que su proyecto tenga un sano balance financiero.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.