Mónica García, como buena feminista, se divorcia y 'desplumará' a su marido

Nirvana

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, nombró a la portavoz de Más Madrid, Mónica García, como nueva ministra de Sanidad en sustitución de José Miñones, que solo ha estado ocho meses en el cargo, cuatro de ellos como ministro en funciones. Justo este mismo día también salió a la luz el divorcio y los motivos de la separación de Mónica García, política y médica anestesióloga, de 49 años, con su marido Enrique Montañés García, con el que tiene tres hijos.

A finales de junio se habló de una crisis matrimonial. Excompañeras de profesión de Mónica y vecinos de la entonces pareja desvelaron que no estaban atravesando un buen momento, según publicó 'EDATV', que también aseguró que García estaba buscando piso y fue a ver una casa de 200m2 en la calle Goya, cuyo precio en el mercado sería de 1.000.000 de euros, pero la propietaria la rechazó cuando supo quién era.

Honey Girls Club

Mónica García se divorció de su marido Enrique Montañés en julio

Mónica García y su exmarido, Enrique Montañés García, firmaron el acuerdo de divorcio a finales de julio, según publica 'El Debate'. Al principio se pensó que fue el quien tomó la decisión de separarse al no llevar bien la expectación mediática que causaba su mujer ya que él es una persona tan discreta, que ni siquiera tiene redes sociales.

Sin embargo, además de las diferencias que tuvieran como pareja, el detonante de la separación fue la polémica que suscitó el Bono Social Térmico, por el que él recibió 195,82 euros en un único pago como ayuda del Gobierno de España para familias en situación de vulnerabilidad, extrema vulnerabilidad y familias numerosas, según el citado medio.

Desde luego, no tenían nada de vulnerables. El que era marido de Mónica García, Enrique Montañés trabaja como vicepresidente senior para el sur de Europa en la multinacional logística CHEP, que fabrica pallets y contenedores para uso industrial y automotriz, y cobra un sueldo de unos 200.000 euros anuales.

Tras salir a la luz que recibieron esta ayuda, la portavoz de Más Madrid, Mónica García, pidió disculpas asegurando que “no tenía ni idea” de cómo esa ayuda había llegado a manos de su marido, explicó que les habrían concedido la ayuda de forma automática por ser familia numerosa y dijo que pretendía devolver el dinero.

García reconoció que se había equivocado y pidió perdón al vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio, número 2 de Isabel Díaz Ayuso, al que criticó por recibir esta ayuda social a pesar de cobrar más de 100.000 euros, motivo por el que exigió su dimisión. Aunque Mónica García se disculpó, no cesó de su cargo, algo que se esperaba que hiciera después de que ella pidiera lo mismo para el consejero Ossorio.

The Play Clubs

Mónica García abandonó la casa familiar, propiedad de su ex marido

Mónica García fue quien abandonó el domicilio familiar de más de 200 metros cuadrados situado en la zona del Retiro ya que la casa era propiedad de su ya exmarido al 100%, la compró en 2017 y pagó al contado la cantidad total, según 'EDATV'. La política se mudó a una casa de alquiler en la misma zona y con características similares.

Debido al elevado sueldo que cobra el exmarido de Mónica García, la nueva ministra de Sanidad exigirá una compensación económica cuantiosa, que todavía estarían negociando, según 'El Debate'. En lo que sí han llegado a un acuerdo de custodia compartida para sus tres hijos, dos niños y una niña. La hija pequeña nació en mayo de 2015, al poco tiempo de comenzar ella su carrera política como militante de Podemos.

Inés Arrimadas y su marido se divorcian

Autor: VozPópuli

Últimas noticias

stop abolicion 300x100