Última actualizaciónSáb, 06 Jun 2020 9pm

Mediterráneo Digital | Mundo Feminazi

¡No existe! El juez Serrano desmonta, con datos, el mito feminazi de la brecha salarial

 francisco serrano vox

Si algo nos queda claro es que a la izquierda no se les da nada bien las matemáticas y que de leer tampoco es que entiendan mucho. Esta vez ha sido Francisco Serrano quien ha callado bocas escribiendo un hilo sobre ese magnífico invento feminazi come-cocos llamado brecha salarial.

Para quien no lo sepa, Francisco Serrano es el Presidente de VOX en Andalucía, eso le convierte automáticamente en machista. Y como buen facha que es, no sólo ha dicho que es mentira que exista en España eso que está de moda entre los progres y que tan bien se vende, el techo de cristal o la brecha salarial, no. Además, ha osado dar datos e informes al respecto para demostrar su afirmación.

Resulta que el informe anual de 2017 de Inspección de trabajo señala que de 23 millones de asalariados en España, 16 sufrieron discriminación por razones de sexo. Eso sitúa en el 0,00007% la brecha salarial.

Para los que no lo sepan, desde 1980 en España rige algo llamado Estatuto de los trabajadores que regula precisamente los salarios mínimos por categorías profesionales y que castiga la discriminación por cuestión de género.

Eso a lo que llaman techo de cristal (impedimento de progreso a las mujeres para ocupar puestos directivos) es otra mentira del tamaño de la Catedral de Burgos.

En MEDITERRÁNEO DIGITAL ya explicamos hace unos días la diferencia que existe entre brecha salarial y brecha de género y es que el tan famoso techo de cristal no lo es en verdad porque quienes, en la gran mayoría de casos, impiden ese ascenso son las propias mujeres negándose a asumir esas responsabilidades.

El líder de VOX en Andalucía lo ha ejemplificado muy bien con los datos del informe de impacto de género del CGPJ de 2018 donde señala que no existen candidaturas femeninas porque el número de candidatas es considerablemente menor al de hombres, en una relación aproximada del 20-80, y de la necesidad de determinar los motivos por los que las mujeres con una preparación y carrera más que suficientes para optar a estos cargos, se niegan a postularse.

[No es brecha salarial, es brecha de género]

Tal y como avanzamos aquí, el sector de la Justicia no es el único afectado por brecha de género (recordemos, creada por la propia mujer) sino que uno de los grandes problemas que alertan las propias mujeres directivas es la falta de talento femenino en todas las especialidades que están llamadas a copar el desarrollo del futuro laboral como son las matemáticas, ciencias, tecnología e ingenierías. ¿Por qué no hay mujeres estudiando esto? Porque no se sienten motivadas para ello. No es porque no tengan igualdad de oportunidades ni igualdad de salario, no. Es porque la gran mayoría de mujeres pasan olímpicamente de meterse en carreras donde no se sienten satisfechas o realizadas. Eso significa que dentro de unos añitos seguirá habiendo una desproporción considerable en los puestos de dirección de las empresas de dichos sectores sencillamente porque no habrá mujeres cualificadas para serlo.

Otro dato añadido muy interesante que ha lanzado el señor Serrano es que de existir una brecha salarial es entre las propias mujeres ya que la hora se cotiza menor en caso de los contratos a tiempo parcial que no a tiempo completo.

Serrano ha indicado que estas situaciones, de descompensación económica por la imposibilidad de conciliar responsabilidades profesionales con personales, merecen un apoyo por parte de la Administración con el desarrollo de políticas que incluyan ayudas a la maternidad y a la dependencia.

Parece mentira que sean estos de VOX los únicos capaces de enseñar cuáles son los problemas reales a los que se enfrentan las mujeres en el s.XXI y para sorpresa de todos tiene más que ver con el bolsillo que con el inclusivo. ¡Qué descaro!

[Las mentiras que nos cuentan sobre la brecha salarial entre hombres y mujeres]


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.