España | Política

Abascal acusa a Colau y al PSC de incitar a la violencia contra VOX

 abascal esradio

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha responsabilizado al PSC y a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de las agresiones contra asistentes al mitin de su partido el pasado sábado en Barcelona. "Unos señalan y otros disparan. Han alentado al odio y a la violencia". Los que "señalan", según Abascal, son los socialistas por decir que "no debían estar" y la regidora, por impedir que el acto tuviera lugar en el Palau Sant Jordi, como estaba previsto. Los que "disparan", ha concretado, son "los terroristas de los CDR y los de Arran".

Entrevistado este lunes en esRadio, el dirigente, ya en clave electoral, ha considerado "muy difícil" que se "reedite lo de Andalucía", en referencia al gobierno de PP y Ciudadanos con el apoyo de Vox. "Hacernos pasar por el aro, humillándonos a las órdenes de Macron y Valls, no aplicando ningún acuerdo de los que acordamos... El incumplimiento es flagrante. Tomamos nota", ha dicho sobre una hipotética extrapolación de la fórmula andaluza a escala nacional.

Si tiene capacidad para influir en el futuro ejecutivo, se ha comprometido, como ya ha hecho en otras ocasiones, a impulsar tres medidas: la suspensión de la autonomía de Cataluña y la detención de Quim Torra; la "devolución de la libertad a los españoles" con la "retirada de todas las leyes ideológicas de Zapatero" y, en tercer lugar, una drástica rebaja de impuestos y del gasto.

[Colau afirma que los simpatizantes de VOX agredidos 'es lo que estaban buscando'. ¿Igual que una mujer maltratada?]

"Aznar comparte lo de la derechita cobarde"

Preguntado por el "a mí, mirándome a la cara, nadie me habla de derechita cobarde" de José María Aznar, pronunciado el pasado miércoles, Abascal se ha mostrado "sorprendido" por el hecho de que el expresidente "se diera por aludido" y cree "evidente" que incluso él "comparte lo de la derechita cobarde". Ha aclarado el líder de Vox que se refería especialmente a Mariano Rajoy ("albacea testamentario de Zapatero") por su gestión frente a ETA o ante la crisis en Cataluña.

Peor parado ha salido Pedro Sánchez, al que no cree que esté beneficiando que Vox sea el centro de la campaña, pudiendo taparse sus deficiencias o errores: "La mayor parte de españoles ya saben que es un personaje peligroso, sin escrúpulos, aunque de esto no se hable todos los días. Es bien conocido y va a tener consecuencias electorales", ha apuntado.

Por delante de PP y Cs "en lugares muy significativos"

¿Tiene Vox encuestas propias?, ha preguntado Dieter Brandau, al frente de la entrevista. "Tenemos, pero prefiero no generar expectativas", ha intentado zanjar Abascal, al que el periodista ha logrado sacar que Vox, según trabajos internos, estaría por delante de PP y Cs "en muchos lugares, algunos muy significativos".

[Hordas de guarros más feos que el miedo se manifiestan contra VOX en Barcelona]

Por lo demás, el político ha asegurado no creerse los sondeos: "Son propaganda de guerra. Ya no son herramientas de predicción, sino de inducción del voto". Ha recordado a continuación que hace unos años eran una publicación casi extraordinaria y que hoy por hoy se conoce uno nuevo "todas las semanas". A su juicio, "están suicidándose muchas casas demoscópicas, igual que lo están haciendo muchos medios de comunicación".

En una nueva crítica a los medios, ha vuelto a distanciarse de Pablo Iglesias: "Lo hacemos por cosas distintas y yo no soy un totalitario. Pueden mentir y yo tengo el derecho a defenderme", ha sostenido.

Abascal está convencido de que sus "convicciones coinciden con las de millones de españoles" y que podrá "convencer" a muchos que no las "comparten".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.