Feministas boicotean la función del cómico Jorge Cremades por hacer 'humor machista'

feministas-teatre-borras

Colectivos feministas se han concentrado este viernes ante el Teatre Borrás de Barcelona en contra del "humor machista" del cómico Jorge Cremades. Bajo el hashtag #Enstenscremades, más de cien mujeres se ha reunido en la plaza Urquinaona con el objetivo de boicotear la función del humorista, que estrenaba espectáculo.

La concentración, que ha comenzado a las ocho de la tarde, ha cortado la circulación de la Ronda de Sant Pere de la ciudad."¿Le reirás las gracias?", rezaba una de las pancartas sujetada por varias feministas, que han coreado cánticos como "vamos a parar a Cremadas en el Borrás", "este teatro incita al mal trato" o "la violación no es una broma".

El Teatre Borrás no ha podido abrir las puertas en el horario previsto, ya que un nutrido grupo de militantes de género ha obstaculizado la entrada al edificio e impedido el acceso a los espectadores. Los Mossos d'Esquadra han tenido que desplegar en la zona sus brigadas de antidisturbios. 

Finalmente, y gracias a la presencia policial, a pesar del retraso, la función se ha podido reanudar con normalidad. 

Las críticas al humorista vienen de unos comentarios considerados machistas por muchos colectivos. Cremades dijo en diciembre que se violan a más hombres que a mujeres y, recientemente, ha hecho bromas de los homosexuales. Entre sus numerosos vídeos colgados en Youtube, hubo uno por el que fue acusado de "apología de la violación" donde el cómico y sus amigos preguntaban a una chica si iba borracha y estaba sola y se peleaban por acompañarla a casa.

¿No decían que "el humor no tiene límites"?

Es curioso que precisamente estos colectivos de la izquierda más radical, vomiten ahora sus bilis de opresión e intolerancia contra un comediante como Jorge Cremades, cuando han estado haciendo campaña durante meses, a raíz de la condena a la tuitera Cassandra por mofarse de las víctimas del terrorismo, a través de todos sus medios afines, alzando la bandera de la "libertad de expresión", y apropiándose del ya manido eslógan de que "el humor no tiene límites". Depende quién haga la coña.

 


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.