España | Nacional

El PSOE y Podemos anuncian que sacarán a Franco del Valle de los Caídos

 valle caidos

No venían para coser las heridas. Llegan para reabrir, con mayor virulencia que nunca, el cisma histórico entre las dos Españas

El secretario de Justicia del PSOE, Andrés Perelló, anunció que este lunes propondrá a la Ejecutiva Federal socialista «que el Gobierno convierta en un proyecto de ley» lo que antes de la llegada de Pedro Sánchez al Gobierno era una iniciativa del partido en el Congreso para modificar la Ley de Memoria Histórica.

«Posiblemente, en lo que queda de legislatura tendremos una nueva Ley de Memoria Histórica», dijo Perelló en un acto homenaje al centenar de personas enterradas en una fosa común en el Pozo Tárano, en el concejo asturiano de Teverga. «El lunes propondré en la Ejecutiva Federal del PSOE que el Gobierno convierta la propuesta de ley del PSOE en proyecto de ley lo antes posible porque los compromisos del partido tienen que ser los compromisos del Gobierno», sentenció entre aplausos. 

El secretario de Justicia y Nuevos Derechos del PSOE indicó que la nueva ley recogerá que «las exhumaciones tendrán que ser políticas públicas, se planteará la nulidad de todos los juicios del franquismo, se dará solución a la situación del Valle de los Caídos y se prohibirá la apología del franquismo y del fascismo para equipararnos a los democracias europeas más consolidadas». «Una nación demuestra su decencia cuando trata bien a sus muertos, y tenemos una deuda histórica con los muertos y con sus familias», añadió.

«No podrá haber asociaciones como la de Francisco Franco [...] habrá que modificar la Ley de fundaciones y asociaciones para que no se constituyan y se prohíban», precisó posteriormente Perelló antes de ofrecer una charla sobre Memoria histórica en Burgos al tiempo que ha explicado que «habrá que modificar la Ley de fundaciones y asociaciones para que no se constituyan y se prohíban».

El PSOE, recordó Perelló, «tiene un compromiso importante y prioritario con la memoria histórica desde hace años, como se demuestra con la Ley de Memoria que se aprobó durante la legislatura del Gobierno de Zapatero»

La aprobación de esa ley en 2007 fue uno de los episodios más polémicos del Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

El paso dado por Perelló desde el Partido Socialista coincide con uno de los primeros dados por la nueva ministra de Justicia, Dolores Delgado. Tras el Consejo de Ministros del viernes, Delgado informó de que reestructurará su departamento para crear una nueva Dirección General de Cooperación Jurídica Internacional, Derechos Humanos y Relaciones con las Confesiones, que «reforzará los mecanismos que tratan de garantizar el acceso a la verdad en casos relacionados con la dictadura franquista y su sistema represivo».

Delgado, que en su día mostró públicamente su apoyo al ex juez Baltasar Garzón cuando fue juzgado por investigar el franquismo, expuso ayer al Consejo de Ministros que su intención es «reforzar la dimensión humana» de la nueva dirección general, «que asumirá nuevas competencias en materia de promoción de los derechos humanos y recuperación de la Memoria Histórica».

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.