Conflicto internacional: España ocultó a Portugal que el avión de Delcy Rodríguez vulneró su espacio aéreo

abalos delcy

El Gobierno español ocultó a las autoridades portuguesas en la madrugada del 19 al 20 de enero pasados que el vuelo en el que viajaba a Madrid la vicepresidenta venezolana, Delcy Rodríguez, cruzaría previamente el espacio aéreo del país vecino. De esta forma, la «número dos» del presidente Nicolás Maduro vulneró las sanciones de la Unión Europea (UE) que pesan sobre una veintena de dirigentes bolivarianos, Rodríguez entre ellos, para impedirles entrar en territorio comunitario, incluido su espacio aéreo, por vulnerar los Derechos Humanos y restringir las libertades democráticas en Venezuela.

Según publica el diario La Razón desde fuentes policiales el Falcon 900 de la compañía Sky Valet con destino a Estambul (Turquía), ocupado por Rodríguez, el ministro venezolano de Turismo, Félix Plasencia, y media docena de asesores, entró en el espacio aéreo portugués sobre las 23:25 horas del domingo 19 de enero, y aterrizó en el aeropuerto de Barajas a las 00:12 horas de la madrugada del 20. El aparato, según las citadas fuentes, sobrevoló territorio portugués en la vertical del área metropolitana de Lisboa, y desde allí puso rumbo a Madrid, a donde llegó pocos minutos después de que lo hiciera el ministro español de Transportes, José Luis Ábalos.

?? Delcygate: el juez ordena guardar las cintas de la reunión entre Delcy Rodríguez y José Luis Ábalos

El vuelo había partido del aeropuerto internacional Maiquetía-Simón Bolívar de Caracas a las 10:12 hora local. Sin embargo, la embajada venezolana en Madrid no advirtió al Ministerio de Asuntos Exteriores español de que la «número dos» del régimen bolivariano iba a bordo del aparato hasta que éste había alcanzado su velocidad de crucero y se encontraba ya sobrevolando el océano Atlántico. Exteriores lo comunicó inmediatamente al Ministerio del Interior de Fernando Grande-Marlaska, y éste, a su vez, dio a Moncloa la voz de alarma de que Rodríguez iba a bordo del avión.

El Ejecutivo de Sánchez vivió a partir de ese momento unas horas de gran desconcierto y apresuradas consultas entre departamentos. Se llegó a valorar la posibilidad de impedir que el Falcon 900 de la «número dos» de Maduro sobrevolase la península Ibérica y llegase hasta Madrid, porque ello supondría un claro incumplimiento del acuerdo adoptado por Bruselas en noviembre de 2017 para impedir el acceso al llamado espacio Schengen -el territorio de los 26 países europeos que han abolido los controles fronterizos- de la veintena de dirigentes venezolanos incluidos en la lista negra comunitaria. Finalmente, el Gobierno español decidió hacer la vista gorda y encargó a Ábalos que se desplazara a Barajas al filo de la medianoche para hacer frente a tan comprometida situación.

Ábalos reconoce que se vio con la Vicepresidenta de Maduro pero porque 'se la encontró'

La embajada venezolana en España comunicó a Exteriores cuál era el plan de vuelo del Falcon 900, que preveía el aterrizaje en Madrid del aparato después de nueve horas de vuelo y tras sobrevolar el espacio aéreo de Portugal, otro de los países miembros del espacio Schengen. Pero el improvisado «gabinete de crisis» de Moncloa decidió en la tarde del domingo 19 de enero no informar a las autoridades portuguesas de que en el avión privado de la compañía Sky Valet, pilotado por una tripulación turca, viajaba la vicepresidenta chavista proscrita en la Unión Europea.

¡Bomba! Podemos será ILEGALIZADO si se confirma que lo financió Venezuela  


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.