Mundo

Cuando Oxfam retiró la publicidad de Mediterráneo Digital porque no compartía nuestros 'valores'

 intermon-oxfam

El organismo no gubernamental ha sufrido ya más de 1.200 bajas de su filial en España por un escándalo sexual.

Oxfam, falta a su palabra. La ONG se ha sumido en una crisis de reputación sin precedentes que ha provocado un aluvión de bajas, más de 1.200 en total, solo en su filial española.

La organización, que estuvo presente en 2010 en el desastre natural por el que un millón y medio de personas se quedaron sin hogar, habría tenido conocimiento de los abusos de muchos de sus miembros y colaboradores en Haití. Un escándalo que afecta a su credibilidad a nivel mundial.

Por ello, Oxfam ha reconocido públicamente que desde 2012, año en el que se implantan los mecanismos de control internos para erradicar con los posibles casos de abusos y acoso, ha registrado hasta cuatro casos más de acoso sexual; dos en África y dos en Latinoamérica

236 millones de euros en subvenciones

El negocio de las ONG, o como las organizaciones no gubernamentales se han convertido en inmensas multinacionales de la caridad. ¿A cuánto ascienden las subvenciones y aportaciones a Oxfam que financian los contribuyentes de nuestro país? Para responder a esta pregunta, debemos acudir a la Memoria Anual de la ONG, disponible desde el ejercicio 2007-2018 hasta el curso 2015-2016. El informe  es consultable desde su página web.

Todas las partidas aportadas por los ciudadanos españoles suponen un total de 236 millones de euros de dinero público, canalizados a través de cuatro capas distintas de las Administraciones del Estado. Unas cantidades muy significativas que, a la luz de las crecientes críticas a la organización, deberían ser revisadas para conocer el impacto y donde acaban en realidad muchas de estas ayudas. 

Moralidad sin espejo

Llegó el momento de hacer recuento en el medidor de valores. Las 'Malditas Hemerotecas' que tanto gustan a la progresía desde su presunto púlpito de superioridad moral.

En agosto de 2017, la cuenta de @CervantesFAQs (tuit fake que muchos apuntan al 'alter ego' digital de Rubén Sánchez, responsable de Facua, otra organización acostumbrada a vivir bajo el mantra de la teta de la subvención), intentó iniciar la enésima campaña de boicot contra los anunciantes de MEDITERRÁNEO DIGITAL.

A diferencia de ellos y sus organizaciones satélites, MEDITERRÁNEO DIGITAL es el único medio de comunicación, en el top 50 entre los más leídos de nuestro país, que rechaza, por política editorial, las subvenciones y ayudas de dinero público, y se financia, única y exclusivamente, de capital privado. La fórmula del éxito para mantener nuestra independencia editorial. Para nosotros, el valor de la LIBERTAD no tiene precio.

Oxfam, como otras marcas, sucumbió a los 'lobbys' de presión y anunció públicamente, después de un acoso y derribo sin precedentes que duró varios días, que retiraba su publicidad de MEDITERRÁNEO DIGITAL. Una noticia que rápidamente fue acogida con una euforia inusual entre los guardianes del código de lo 'políticamente correcto', que lo celebraron alabando la 'esencia' y los 'valores' de la ONG. Hasta que la realidad llamó a su puerta.

Hoy, apenas medio año después, Oxfam vive inmersa en un escándalo sin precedentes a todos los niveles, tras destaparse las orgías y bacanales sexuales de algunos de sus miembros organizaban, valiéndose de las subvenciones públicas que debían destinar a la ayuda humanitaria, un terremoto mundial que ha desatado una sangría y una fuga de bajas sin parangón de la filial española de la organización.

Y sí, ahora sí. Desde MEDITERRÁNEO DIGITAL queremos pedir públicamente disculpas a nuestro lectores: esta vez, por dejar que Intermón Oxfam se anunciase y pusiera su nombre en nuestras páginas. No volverá a pasar. Es una cuestión de valores.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.