¡Dictadura! Contratan cazarrecompensas para localizar, perseguir y cazar a los no vacunados

Ya está aquí la gran dictadura mundial. El Covid ha sido la excusa perfecta para abrir la caja de pandora. A cambio de una falsa sensación de protección y seguridad, los ciudadanos de todo el mundo entregarán para siempre su libertad al gran Leviatán. Bienvenidos al mundo globalizado del siglo XXI. Para echarse a temblar.

Austria será el primer país que impondrá la vacunación obligatoria a partir de febrero de 2022 para todos los mayores de 14 años. Sólo quedarán exentos los que no puedan recibir la vacuna por razones médicas, las embarazadas, y las personas que tuvieron el coronavirus durante los últimos 180 días que, naturalmente, tendrán que presentar documentación que lo demuestre.

Las sanciones serán muy duras para todos aquellos que no se vacunen. “Cada trimestre se anunciarán los días para la vacunación, cuando los que deben vacunarse oficialmente tendrán que hacerlo o proporcionar al registro central una confirmación de exención médica. Si esto no ocurre, se abrirá una causa que implica una multa de 3.600 euros” afirmó el ministro de Salud, Wolfgang Muckstein, durante la presentación del proyecto de ley.

Se viene: Europa aprobará que la vacuna del Covid sea obligatoria

Cazarrecompensas contra los antivacunas

La norma entrará en vigor en febrero -el Gobierno prevé que esté vigente hasta 2024-, pero ya hay ayuntamientos que han comenzado a contratar empleados, también llamados cazarrecompensas, para perseguir a los disidentes. Hablamos, por ejemplo, de Linz, una ciudad de 200.000 habitantes que pagará, al menos, 2.774 euros brutos mensuales (14 pagas) por ese trabajo: comprobar que sus vecinos se han vacunado y, sobre todo, asegurarse de que los no vacunados pagan la multa correspondiente. Todo muy bello e instructivo. Si usted está dispuesto a hacerlo y es español, no corra -el plazo finaliza el 27 de diciembre-, porque solo pueden optar al empleo los que tengan la ciudadanía austríaca, certificado de estudios secundarios, disponibilidad para realizar otros trabajos en el ayuntamiento (no se concreta cuáles) y lo más importante -y no es coña- tener una “vida pasada impecable”.

Por supuesto, y dado que Linz es una ciudad igualitaria, “se invita especialmente a las mujeres a postularse. Se dará preferencia a las mujeres si tienen las mismas calificaciones”, reza la convocatoria de empleo. No falla.

En definitiva, la persecución en Austria a los que no quieren vacunarse se intensifica en plena ola Ómicron, más contagiosa pero mucho menos grave que las anteriores. 

Si George Orwell levantara la cabeza. Su profético '1984' se convirtió en la nueva Biblia mundial del gran Gobierno global del siglo XXI. La bestia del Apocalipsis. Bienvenidos al fin de los tiempos.

▶️ Miguel Bosé alerta contra las vacunas: 'Quieren matarnos a todos'

• SÍGUENOS EN TELEGRAM

Mediterráneo Digital
Autor: Mediterráneo DigitalWebsite: https://www.mediterraneodigital.com/
Políticamente incorrecto. Información, noticias y actualidad. Desde 2010.