Un senegalés muere de un ictus en Lavapiés

protestas-inmigrantes-lavapies

Ousseynou Mbaye, senegalés de 54 años y vecino de Lavapiés, murió ayer a las 18.00 en el Hospital Clínico después de sufrir un ictus en la calle, cuando se estaban iniciando las violentas protestas en el barrio por la muerte del mantero, Mame Mbaye.

El ictus, un episodio cerebro-vascular no traumático, le sobrevino el jueves frente al número 43 de la calle del Olivar, según confirma Emergencias Madrid. Ousseynou Mbaye cayó inmediatamente desfallecido, y no presentaba signos de violencia, según el Samur. Los sanitarios lograron estabilizarle y fue trasladado al Hospital Clínico donde quedó ingresado con pronóstico muy grave.

Ousseynou Mbaye sufrió el ictus, según el Samur, a las 20.00 horas. Las cargas policiales no comenzaron hasta pasadas las nueve de la noche pero a la hora en la que se produjo el incidente el barrio registraba ya un inicio de revuelta. Según fuentes municipales, su fallecimiento no está relacionado con ningún acto policial. Su cadáver ha sido trasladado en la mañana de este sábado al Instituto Anatómico Forense, donde está pendiente de que se le practique la autopsia.

Mbaye residía en Madrid desde hace unos cinco años. Se dedicaba a la venta ambulante, sobre todo de bisutería. La asistente social le consiguió una habitación en Lavapiés donde vivía. Hasta el momento, no ha reclamado nadie su cuerpo en el Anatómico Forense.

Es el segundo fallecido desde que el pasado 16 de marzo se inició la oleada de protestas, que desembocó en un estallido racial y violentos enfrentamientos contra la policía durante varias horas en el barrio madrileño de Lavapiés.


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.