Trump no quiere inmigrantes de El Salvador y Haití porque son 'agujeros de mierda'

donald-trump-usa

El presidente estadounidense, Donald Trump, llamó este jueves "agujeros de mierda" a El Salvador, Haití y varios países africanos, y sugirió que preferiría recibir en Estados Unidos más inmigrantes de Noruega en lugar de los de esas naciones, según informó el diario 'The Washington Post'.

"¿Por qué tenemos a toda esta gente de países (que son un) agujero de mierda viniendo aquí?", afirmó Trump durante una reunión con legisladores en la Casa Blanca, de acuerdo con el diario, que cita a dos fuentes familiarizadas con el encuentro.

Trump reaccionó así cuando dos senadores le plantearon un proyecto de ley migratorio que otorgaría visados a algunos de los ciudadanos de países que han sido retirados recientemente del programa de Estatus de Protección Temporal (TPS), como El Salvador, Haití, Nicaragua y Sudán.

El gobernante sugirió entonces que Estados Unidos debería traer a más inmigrantes de países como Noruega, con cuya primera ministra se reunió este miércoles, de acuerdo con el Post.

Los comentarios de Trump sorprendieron a los legisladores presentes en la cita, según el diario, que no aclara si el presidente se refería también a Nicaragua con su exabrupto.

Quejas formales de Haití

El embajador de Haití en Estados Unidos, Paul Altidor, consideró una "agresión" los comentarios que profirió el presidente Trump.

El embajador aseguró a la cadena MSNBC que su Gobierno ha presentado una petición formal al Ejecutivo estadounidense para que explique los comentarios.

Según recoge la MSNBC, Altidor aseguró que su Gobierno condena "vehementemente" los comentarios de Trump al considerar que están "basados en estereotipos" y, en base a ello, el diplomático añadió contundente: "o el presidente ha sido mal informado o no ha sido bien educado".

El proyecto de seis senadores bipartidistas eliminaría la llamada 'lotería de visados' que cada año asigna 50.000 visas a ciudadanos de países con una baja tasa de emigrantes a Estados Unidos, un mecanismo que beneficia mayoritariamente a países de África.

Según dijo a Efe una fuente del Senado, que pidió el anonimato, la mitad de esos visados beneficiaría a los que hasta ahora estaban protegidos por el TPS, y la otra mitad estaría reservada a inmigrantes que demostraran cualidades profesionales que merecieran su entrada en Estados Unidos, el famoso "mérito" que defiende Trump.

El acuerdo también abriría un camino a la ciudadanía para más de un millón de jóvenes indocumentados que llegaron de niños al país, conocidos como 'soñadores', y concedería más de 1.000 millones de dólares para proyectar y construir una barrera física en la frontera con México.

"Probablemente tengo muy buena relación con Kim"

Por otra parte, Trump dio a entender que ha desarrollado una buena relación con el líder norcoreano, Kim Jong-un, pese a los ataques que han intercambiado públicamente durante los últimos meses.

"Probablemente tengo una muy buena relación con Kim Jong-un", aseguró Trump en una entrevista con el diario neoyorquino 'The Wall Street Journal'. "Yo tengo relaciones con la gente. Creo que ustedes están sorprendidos", insistió.

El presidente estadounidense, sin embargo, no quiso confirmar que haya hablado con Kim. "No quiero comentar. No estoy diciendo que lo haya hecho o no. Simplemente no quiero comentar", respondió preguntado por el periódico.

En los últimos días, Trump se ha mostrado abierto en más de una ocasión a entablar un diálogo con Corea del Norte, la más reciente este miércoles cuando la Casa Blanca apuntó que el presidente está dispuesto a sostener conversaciones "en el momento apropiado, bajo las circunstancias adecuadas".

EEUU lleva años sin contactos oficiales con Corea del Norte y durante los últimos meses Trump ha intercambiado duros ataques con el líder del país asiático, al que ha ridiculizado repetidamente con calificativos como "hombre cohete", en alusión a sus ensayos armamentísticos.

Según el presidente estadounidense, todo ello sería parte de una estrategia. "Van a ver eso mucho conmigo", dijo sobre esos ataques. "Luego, de pronto, alguien es mi mejor amigo. Le podría dar 20 ejemplos. Usted me podría dar 30. Soy una persona muy flexible", subrayó.

Este martes, representantes de las dos Coreas celebraron una reunión en su militarizada frontera en la que acordaron garantizar "la seguridad y el éxito" de los próximos Juegos Olímpicos de Invierno de Corea del Sur.

La intención norcoreana, recientemente anunciada, de participar en la competición deportiva es un gesto importante para apaciguar los ánimos después de un 2017 marcado por las continuas pruebas de armas norcoreanas y el tono beligerante con el que ha respondido al régimen de Pyongyang el presidente Trump.

Preguntado si los recientes contactos entre las dos Coreas pueden ser un intento de Kim por introducir una "cuña" entre Seúl y Washington, el presidente estadounidense no lo descartó. "Si yo fuese ellos, lo intentaría", aseguró. "La diferencia es que yo soy el presidente y otra gente no lo es". "Y yo sé más de cuñas que ningún ser humano que haya vivido", añadió.


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.