Internacional

La verdad del acuerdo del Brexit: Pedro Sánchez ha vendido Gibraltar a cambio de nada

pedro sanchez brexit

El Gobierno británico, a través de su embajador ante la Unión Europea, Tim Barrow, ha remitido una carta al Consejo europeo para dejar por escrito que el Tratado de Retirada de la UE "no impone ninguna obligación" de que la relación futura que deben aún negociar Londres y Bruselas se vaya a aplicar en Gibraltar.

En su comunicado, el representante permanente británico indica que el Gobierno británico "anota" que el artículo 184 del Acuerdo de Salida "no impone ninguna obligación sobre el alcance territorial de futuros acuerdos".

La misiva, que no menciona expresamente a Gibraltar ni a España, "deja claro que Reino Unido negociará los acuerdos futuros en nombre de todos los territorios para los que es responsable de sus relaciones externas".

Para el Gobierno español era imperativo que se modificara tanto el artículo 184 del Tratado de Retirada como la redacción de la declaración política sobre el futuro de las relaciones entre la UE y Reino Unido. Ambas se firman mañana y ninguna de las dos cosas se han conseguido.

El objetivo era introducir la "claridad jurídica" necesaria en cuanto a que ningún acuerdo futuro se aplicará en el territorio de Gibraltar sin el consentimiento previo de España.

Sin embargo, ni el bloque europeo ni el Gobierno de May veían margen posible para reabrir el acuerdo de divorcio, único texto con valor jurídico, ni la declaración política, según diversas fuentes consultadas, por lo que se ha optado por negociar varias declaraciones paralelas en las que, aunque no son legalmente vinculantes, los 27 y Londres avalan la interpretación legal que hace España.

"La primera ministra (Theresa May) ha sido absolutamente clara sobre que respaldamos la soberanía británica para Gibraltar y que lograremos un acuerdo sobre el futuro que funcione para el conjunto de la familia de Reino Unido", ha declarado un portavoz del Gobierno británico.

El ministro presidente de Gibraltar, Fabian Picardo, por su parte, ha aplaudido como un éxito la declaración de Londres por el compromiso de negociar todos los posibles acuerdos del futuro "para el conjunto de Reino Unido, incluido Gibraltar".

"El Brexit no tendrá efecto alguno sobre la soberanía británica de Gibraltar y las aguas que lo rodean", ha indicado el Gobierno gibraltareño en un comunicado.

Pedro Sánchez vende el acuerdo como un éxito

Además de la carta británica, Sánchez ha recibido una carta del presidente del Consejo europeo, Donald Tusk, y el jefe del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, en la que ambos destacan el europeísmo de España y tranquilizan al presidente del Gobierno respecto a la interpretación de los acuerdos

También se incluirán dos "notas a las actas" del Consejo europeo de este domingo, en el que los 27 respaldarán el acuerdo de divorcio negociado con Reino Unido y la declaración que marca las orientaciones para negociar la relación futura.

Estas dos notas recogerán con claridad, por un lado, la interpretación del artículo 184 que dice no hay una obligación sobre el alcance geográfico de los futuros acuerdos y, por otro, que ningún pacto futuro negociado con los británicos tendrá efecto en suelo de Gibraltar si no lo aprueba España.

El objetivo de los negociadores era resolver las dudas de España el pasado viernes, pero los contactos tuvieron que continuar a lo largo de la noche pasada y durante la mañana del sábado por la falta de soluciones.

Finalmente, una llamada telefónica entre Sánchez y el presidente Tusk en torno a las 14:00 horas el sábado desbloqueó la situación, según han afirmado fuentes europeas a Europa Press.

Un documento sin valor jurídico vinculante

Esto, qué quiere decir. Pues que España sí logra lo que deseaba, pero no donde lo deseaba: Reino Unido, Comisión Europea y Consejo Europeo aceptan las exigencias de España pero no en el Tratado de Retirada ni en la Declaración Política. Para la diplomacia española, estos documentos son vinculantes legalmente pero, sin duda, no tienen el mismo valor jurídico.

La carta de Juncker y Tusk se ha conocido después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, haya anunciado que España votará a favor del acuerdo entre la UE y el Reino Unido sobre el 'Brexit' tras lograr un "tripe blindaje histórico" sobre Gibraltar, que contiene por escrito todas las garantías exigidas por el Ejecutivo español.

También Juncker ha hablado telefónicamente con Sánchez, conversación tras la cual ha escrito en su cuenta de Twitter que la "solidaridad, determinación y diálogo son los medios para encontrar soluciones en la Unión Europea".

De este modo, se mantiene la cumbre de líderes de la UE a 27 del domingo para dar un paso más en el proceso de desconexión con Reino Unido y a la que se espera que se sume la 'premier' a media mañana. May estará desde el sábado en Bruselas, en donde se reúne a última hora del sábado con Juncker y Tusk.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.