El Gobierno prepara el decreto para declarar en España el confinamiento domiciliario

♦ #StopCensura ¡Síguenos en Telegram!

Sube la presión sobre Moncloa por la explosión dramática de las cifras de contagios de la tercera ola del coronavirus. La posición del Gobierno, que derivó toda la responsabilidad de la pandemia en las autonomías, ha convertido la gestión del Covid-19 en un dramático circo de improvisación constante. Nuestro país sigue en caída libre, con el virus completamente desbocado y los ciudadanos cada vez más cansados, hastiados y enfadados por la falta de libertades. Políticamente, nadie soportará el peso de un nuevo confinamiento domiciliario.

Este fin de semana, España registró los peores datos de la pandemia, con 84.287 contagios desde el viernes, muy por encima del confinamiento de marzo.

Nadie quiere colocarle el cascabel al gato, pero en la gestión autonómica coinciden en el ultimátum. O esta semana bajan las cifras, o al Ejecutivo central no le quedará más remedio que asumir la necesidad de modificar el actual estado de alarma para permitir el confinamiento domiciliario y activarlo a partir del próximo fin de semana. La versión oficial del Gobierno es que con este marco jurídico, y sin reclusión en casa, se podrá volver a contener al virus. En las autonomías se respira un pesimismo al alza.

Si sólo se atendiese a la incidencia del virus, sin otras consideraciones, en Moncloa estarían ya preparando la comparecencia del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para este fin de semana con el objeto de explicar solemnemente a los españoles la urgencia de la situación. La justificación de la economía en esta parálisis tiene poco recorrido porque el virus sigue haciéndose fuerte y la economía continúa en caída libre. No se salvó el verano ni la Navidad, y las nuevas restricciones prolongan la agonía y abren espacio a quienes sostienen que es más rentable actuar de manera contundente, por menos tiempo, que alargar la asfixia al infinito. Y ahí entra la clave política. El confinamiento domiciliario es el enésimo fracaso en la estrategia del Gobierno de coalición, nos tratan como a cobayas.

Este miércoles hay reunión del Consejo Interterritorial de Salud, y todas las partes quieren confiar en que las cifras empezarán a bajar, pero si no es así, «complicado, muy complicado». «Tal y como están las cosas todo es posible, aunque no sea nada deseable tener que volver al confinamiento». Las comunidades ya han hecho llegar al Gobierno la urgencia de que fuera preparando el decreto de modificación del estado de alarma en vigor, por si este escenario se hacía, desgraciadamente, una realidad en los próximos días.

En marzo, el Gobierno de coalición fue el Ejecutivo europeo que más forzó la limitación de movimientos, en comparación con los países de nuestro entorno. No ha servido de nada. Casi un año después, estamos igual o peor. Ahora no sabe qué hacer para no ir por esa vía por miedo a la rebelión de los españoles, hartos de bandazos e improvisación. Busca todos los caminos alternativos y todas las excusas, pese a la fuerza desbocada de las cifras de contagios.

Estamos en manos de dementes. Entramos directamente en terreno de lo desconocido.

Sale a la luz la cifra REAL de muertos por el Covid en España

Mediterráneo Digital
Autor: Mediterráneo DigitalWebsite: https://www.mediterraneodigital.com/
Políticamente incorrecto. Información, noticias y actualidad. Desde 2010.

Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.