pizzeria-paris

Una niña ha muerto y al menos otras 12 personas han resultado heridas, cuatro de ellas heridas de gravedad, esta noche cuando un vehículo se ha empotrado, de forma deliberada, en una pizzería en las afueras de París, arrollando a varias personas que se encontraban en la terraza del local. Aunque no se descarta ninguna posibilidad por el momento, los investigadores no están priorizando la pista terrorista, según el Ministerio del Interior, que ha confirmado la detención del conductor del vehículo.

"No puedo decir que (la pista terrorista) sea descartada, pero no es la pista principal", dijo el portavoz de Interior, Pierre-Henry Brandet, en declaraciones a la cadena BFM TV. Según reveló, el detenido, un hombre nacido en 1985, es un "desconocido tanto de los servicios de justicia como de la policía y los servicios inteligencia". Además, al parecer habría realizado una "tentativa de suicidio la semana pasada" y presenta un "perfil psicológico inestable", agregó Brandet, según el cual las investigaciones están apenas comenzando.

Según la agencia France Presse, la fallecida sería una niña de ocho años. Fuentes de la fiscalía de Meaux contactadas por la agencia también hablaron de un "acto deliberado" pero que, "a priori, no tiene nada que ver con un acto terrorista".

La Gendarmería Nacional por el momento se ha limitado a informar de que hay una "operación en curso" en Sept Sors, una localidad de medio millar de habitantes en el departamento de Seine-et-Marne donde se ha producido el incidente, y ha pedido que se respeten los perímetros de seguridad para no obstaculizar las investigaciones.

El pasado miércoles se produjo un atropello similar en Levallois-Perret, un suburbio de París. Un ciudadano argelino, Hammou B., también a bordo de un BMW, embistió contra un grupo de militares que patrullaban la calle, dentro de la operación de vigilancia establecida tras los atentados de noviembre de 2015. Seis soldados sufrieron heridas. Varios miembros de la patrulla hicieron fuego contra el agresor, que fue alcanzado por una bala y logró huir hasta ser detenido en una autopista cercana. El terrorista, en estado grave, estaba fichado como inmigrante irregular pero no había sido incluido en el fichero de los musulmanes sospechosos de radicalización.

 


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.