Última actualizaciónVie, 03 Jul 2020 11am

España

Los independentistas usarán a los ancianos de las residencias para el referéndum

ancianos-independentistas

Los Mossos d'Esquadra han recibido indicaciones del mayor Josep Lluís Trapero para que este domingo 1 de octubre, a las 6 de la mañana, ya estén todos los colegios de Cataluña cerrados para que no se pueda votar en el referéndum de autodeterminación ilegal.

De los 1.300 centros indicados como puntos de votación, solo 163 están siendo ocupados por padres, madres y vecinos independentistas.

La orden que tienen los Mossos, según ha informado Europa Press es acudir a los centros donde haya gente y solicitar su desalojo. Pero, se encontrarán con un nuevo problema: los separatistas han puesto puntos de votación en cinco centros de atención primaria y en diversas residencias de ancianos. Como estos sitios no se pueden evacuar, las autoridades tendrán que proceder a pedir a los independentistas que abandonen voluntariamente su actividad.

El objetivo que tienen fijado para mañana es conseguir el mayor número de votos posibles. Da igual el resultado, el pucherazo está garantizado.

Esta misma mañana, el presidente de la Asamblea Nacional Catalana, Jordi Sánchez, ha dicho que de conseguir más de un millón de votos sería un logro que el Estado español no podría eludir. Por tanto, para los nacionalistas la cifra es de un millón de votos para calificar el referéndum como un triunfo. Hay que tener en cuenta que los catalanes que podrían votar mañana son 5.3 millones. Es decir, si solo votase un millón de catalanes, habrían votado menos del 20% de los ciudadanos llamados a las urnas.

Para conseguir aumentar la cantidad de votos, los independentistas, después de usar a los niños como escudos humanos, obligándolos a cortar carreteras o a ocupar los colegios de infantil y primaria, ahora habrían fijado su objetivo en las residencias de ancianos.

Los colegios electorales en las residencias de ancianos

Según una información a la que ha tenido acceso en exclusiva la redacción editorial de MEDITERRÁNEO DIGITAL, los nacionalistas catalanes están empezando a presionar ya a las direcciones de las residencias públicas para conseguir el mayor número de votos.

"Quieren llevarse a varios abuelos, muchos de ellos con demencia senil. La directora del centro en primera instancia les ha dicho que sin consentimiento de los familiares no pueden sacar a nadie. Ellos les han comentado que les da igual, que solo les interesa el número de votos", nos cuenta el lector.

Y la fuente es fiable: uno de sus familiares directos trabaja en una de las residencias de Cataluña afectafdas, a las que los independentistas han empezado ya a presionar. Bendita democracia.


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.