España

Esperanza Aguirre defiende a Abascal: 'La desbandada del PP empezó con Rajoy'

esperanza aguirre pablo casado

La celebración de los actos del 2 de mayo en la Comunidad de Madrid está dejando muchas anécdotas y cruce de dardos. A la ex presidenta madrileña Esperanza Aguirre no le han sentado nada bien los calificativos "hirientes" del actual presidente del PP, Pablo Casado, contra el líder de Vox, Santiago Abascal, en los que aseguraba que debía mucho a su partido, gracias al que había estado cobrando de "fundaciones, chiringuitos y mamandurrias".

No hay que olvidar que fue ella quien que colocó al líder de Vox al frente de la Agencia de Protección de Datos. "Casado ha querido dar una patada a Abascal en mi trasero", ha dicho tajante la ex presidenta en declaraciones a la Sexta.

"A mí a estas alturas de curso (...) Como decía Churchill: los políticos tenemos que tener la piel de elefante. No me duele nada pero lo considero un error porque muchos de los votantes nuestros habían optado por Vox y se lo estaban replanteando para las municipales y autonómicas", ha señalado la ex dirigente, ante los medios de comunicación, en el acto de celebración del Dos de Mayo.

Se trata, para Aguirre, de unos "calificativos hirientes" de los que tampoco está libre Abascal, que les ha llamado "derechita cobarde". "No conducen a nada", ha sostenido.

'La desbandada empezó con Rajoy'

Por otra parte, la ex presidenta de los populares madrileños ha defendido que su partido siempre ha estado en el centro y ha indicado que la culpa de los resultados electorales es de "todos" los que forman el PP, que no han sido capaces de "frenar la desbandada". Aunque, esta no ha empezado a su parecer ahora, si no que empezó cuando el ex líder de la formación Mariano Rajoy dijo en Elche: "Liberales y conservadores que se vayan al partido liberal y al partido conservador".

Esperanza Aguirre ataca a Pablo Casado por meterse con Santiago Abascal

"Algunos recordarán que lo dijo por mí. Yo no me fui pero, sin embargo, otros le han hecho caso y se han ido. Ahora, el reto es que estemos todos juntos porque si no esos más de 11 millones de ciudadanos españoles que no están de acuerdo ni con el socialismo ni con separatismo ni con el comunismo se van a quedar sin poder llegar al Gobierno", ha insistido.

En este sentido, ha hecho hincapié en que, de cara a las elecciones de final de mes, hay que concentrar el "53 y pico por ciento de votos" que suman PP, Ciudadanos y Vox en la región. La expresidenta regional ha recordado que la Comunidad de Madrid es "la más próspera de España y era la quinta cuando llegó el PP".

[¿Vuelven los complejos? Casado cambia de estrategia y ataca a VOX 'es la ultraderecha']

Así, ha reivindicado que la autonomía se ha convertido en la que tiene mayor Producto Interior Bruto, mayor renta per cápita, en la que se puede elegir médico y colegio así como donde existe libertad de horario comercial.

"Estoy convencida de que son las propuestas del centro derecha, aquellas que quieren mayor libertad y mayor prosperidad para todos y que además quieren que se garantice la unidad de España, las que van a ganar el próximo 26 de mayo", ha sentenciado.

[Así salvó el PP de Rajoy al Grupo Prisa y a La Sexta de la desaparición]

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.