España | Economía

El empleo crece en abril y se sitúa en datos de 2008

cola parados

Abril fue un buen mes para el mercado laboral. El empleo, medido con la afiliación a la Seguridad Social, aumentó en 186.785 cotizantes respecto al mes de marzo. Esta evolución eleva la cifra total de afiliados hasta los 19,23 millones de trabajadores, según la estadística del Ministerio de Trabajo publicada este lunes. Es el número más alto de afiliados desde julio de 2008 y va acercándose al máximo histórico que se registró un año antes de que estallara la crisis, en plena burbuja inmobiliaria.

La Semana Santa y el comienzo de la buena etapa para el empleo también se notaron en el paro registrado que se redujo en 91.518 personas en un solo mes. La cifra total quedó en 3.163.566 personas.

Tanto la reducción del paro como el crecimiento de la afiliación mejoran las cifras de 2018 aunque son menos buenas que las de 2017. De hecho, en el caso de la Seguridad Social abril fue el segundo mejor mes de la historia, justo por detrás de los registros marcados hace dos años.

El dato de afiliación en abril vuelve a mostrar que el mercado laboral está resistiendo bien en este momento a los vaivenes de la economía. Su crecimiento en los últimos 12 meses se ha acelerado unas décimas. Entre abril de 2018 y abril de 2019 hay 551.901 afiliados más a la Seguridad Social, un 2,95% más que el año anterior. Este porcentaje incrementa en dos décimas porcentuales sobre el de marzo.

El desempleo de abril baja en 91.518 personas y se queda en 3,16 millones de parados

También muestra la buena tendencia de fondo la evolución de la afiliación en términos desestacionalizados, es decir, cuando se eliminan de la estadística los altibajos que provocan las contrataciones turísticas o de las campañas agrícolas. En este caso, el aumento de cotizantes a la Seguridad Social es de algo más de 52.000.

Por regímenes, fue el general el que protagonizó la subida con 173.542 afiliados más (1,1%), hasta situarse en 15.897.052 trabajadores. En este régimen, la afiliación creció en términos absolutos en la mayoría de los sectores de actividad, principalmente en hostelería, que sumó 85.493 ocupados. Este es una de las pruebas del efecto de la Semana Santa en el mercado laboral. También subió el empleo en el comercio (12.781) y en actividades administrativas y servicios auxiliares (11.557).

Sí que hay desaceleración en la contratación. El mes pasado se firmaron 1,76 millones de contratos, lo que supone un retroceso sobre el año anterior del 0,42%, y todo el reflujo se debe a la bajada en la contratación indefinida, que cayó un 7,4% sobre abril de 2018.

[El Gobierno subirá los impuestos hasta el 37,3%, más de 26.000 millones de euros]

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.