Condenado a 5 años de prisión el exmarido de Mónica Oltra por masturbarse con la mano de una niña

♦ #StopCensura ¡Síguenos en Telegram!

La sección segunda de la Audiencia de Valencia ha condenado al educador Luís Eduardo Ramírez a cinco años de prisión como responsable de un delito continuado de abuso sexual, con prevalimiento, a una menor de 16 años. Además, se le inhabilita para cualquier profesión u oficio que conlleve contacto con menores durante diez años y se le exige resarcir a la menor con 6.000 euros.

El juicio se repitió a principios del mes de febrero después de que el Tribunal Superior obligara a ello ya que se había obviado un informe psicológico en el que se dudaba de la veracidad de la menor. Ahora, el mismo tribunal que lo condenó entonces, vuelve a condenarlo a la misma pena: cinco años de prisión.

Considera probado la sentencia que el educador abusó en varias ocasiones de la menor, nacida en 2002 y que se hallaba tutelada por la Generalitat Valenciana en el Centro de Acogida Niño Jesús donde él trabajaba como educador.

Dicha menor, durante determinados periodos de tiempo en el año 2016 y principios del año 2017 y como consecuencia de que llegaba tarde al centro, tenía mal comportamiento o no cumplía con la normativa del mismo, era castigada frecuentemente a dormir en una habitación separada, ubicada en el primer piso de la Residencia y alejada varios metros del “hogar” en que pernoctaban el resto de menores acogidos.

En el periodo referido, en fechas que no se han concretado pero entre dos y diez ocasiones, Eduardo Ramírez, que desempeñaba el turno de noche en aquella época, acudía a la habitación de la menor cuando esta se hallaba castigada, y le masajeaba la zona del cuello y la espalda para que consiguiera conciliar el sueño y, “una vez creía que se hallaba dormida, cogía la mano de la niña y se masturbaba con ella fingiendo la menor dormir ante la vergüenza que le producía dicha situación”.

Denuncia silenciada por la Generalitat Valenciana

La Audiencia condenó al exmarido de Mónica Oltra en diciembre de 2019, pero la defensa recurrió al Tribunal Superior de Justicia y le pidió la absolución, o al menos que obligase a repetir el juicio ante la indefensión sufrida por el acusado a causa de la "falta de diligencia" de la Consejería de Igualdad y de la fiscalía. Esa "falta de diligencia", decía el recurso, es responsabilidad de la Consejería de Igualdad de la que es titular Mónica Oltra, todavía casada en el momento de los hechos denunciados. La Fiscalía respondió reprochando a la Generalitat Valenciana que silenciara durante cuatro meses la denuncia de la chica.

Al tribunal le llama la atención “el marcado sesgo de que adolece” el informe examinado en este segundo juicio -del centro Espill- y afirma que no le “pasa desapercibido el que solo las personas ajenas al ámbito de la Conselleria dotan de credibilidad el relato de la menor, en tanto que todas las testificales del personal del Centro de Menores y la Conselleria” que la trataron “se la niegan”.

La sala sostiene que frente a la “absoluta imparcialidad predicable” de la pericia del IML, el “informe reservado” y el informe pericial del Centro Espill “podrían estar animados por un interés de exculpar o aminorar una eventual responsabilidad de la Generalitat al haberse producido los abusos en un centro dependiente de la Conselleria por un educador, habiéndose hecho patente como consecuencia de la prueba esa relación de dependencia entre las autoras del informe y la Administración que les hace la encomienda”.

Condenado el ex marido de Mónica Oltra por masturbarse con la mano de una niña de acogida


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.