Última actualizaciónVie, 05 Jun 2020 11am

España | Comunidad de Madrid

Jordi Sánchez denuncia que un gitano le enseña el miembro en el comedor de la cárcel

 jordi-sanchez-puigdemont

Son malos tiempos para Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, los aclamados líderes de la ANC y Òmnium Cultural. Detenidos desde el pasado 16 de octubre, cuando la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela decretó para ellos prisión incondicional sin fianza, acusados de un presunto delito de sedición tras los incidentes de la madrugada del 20 de septiembre en Barcelona.

Confinados respectivamente en los módulos 1 y 4 de la cárcel madrileña de Soto del Real, sus primeros días entre rejas se han convertido en un verdadero 'vía crucis'. Y es que nadie, ni dentro ni fuera, es ajeno al desafío soberanista y a la delicada situación política que se vive estos días en Cataluña.

Sánchez, líder de la Asamblea Nacional Catalana, ya pidió formalmente el cambio de módulo a los responsables del penal, después de que la primera noche fuera agasajado con gritos de '¡Viva España!' por parte de otro compañero de celda. Su petición fue rechazada por los funcionarios, aduciendo que su seguridad no corría peligro en esa situación.

Según adelantó 'El Independiente' y publica el diario 'El Mundo' en su edición dominical, Sánchez se ha convertido en la oveja negra de su módulo y en el blanco de las iras de todo el penal, especialmente de un grupo de presos de etnia gitana.

La noticia de su denuncia no tardó en llegar a los oídos de otros presos. Comenzó a orquestarse la campaña contra él. El que había propiciado el acoso contra los agentes de la Benemérita recibía su misma medicina. «Se sintieron indignados porque está muy mal visto entre ellos que un preso delate a otro. Ahora hay un grupo de gitanos que le está tocando la moral. Había entrado ya siendo un tío mal visto, pues ahora con más motivo. En otro módulo le habrían puesto la mano encima», comentan desde Soto del Real.

No era el primer grupo de gitanos que se rebelaba contra el independentismo. El pasado 1 de octubre, 15 jóvenes asaltaron el colegio de un barrio de Gerona donde se estaba votando el reférendum ilegal, rompieron las urnas y ayudaron a la Guardia Civil

En Soto del Real, el grupo de presos de etnia gitana ha conseguido poner a todo el módulo en su contra y está convirtiendo su estancia carcelaria en una pesadilla muy española. En un calvario para una persona que es alérgica a todo lo que represente a España. Algunos reos encienden sus radiocedés comprados en el economato para poner canciones patrióticas cuando Jordi pasa por delante de sus celdas. Según confiesan fuentes penitenciarias al diario El Mundo, nunca antes había sonado tantas veces el Himno de España, el Novio de la Muerte de la Legión o el Viva España de Manolo Escobar.

«Es que le han cogido manía y lo único que tratan es de incordiarle, pero nadie le ha amenazado. Cuanto más se queje más le gritarán «Viva España». Lo raro es que aún nadie le haya escupido», explica un funcionario. Ahora Jordi tiene miedo y ha optado por no rechistar por recomendación de su abogado. «No se separa de la garita de los funcionarios. Le llaman maricona, perra chivata», afirman desde Soto del Real.

Nadie quiere sentarse con él en el comedor. Todo lo contrario que ocurría con el ex tesorero del PP, Luis Bárcenas, que, según un funcionario, «era un tipo fajado que se supo ganar el cariño de los presos».

Incluso, según ha podido saber MEDITERRÁNEO DIGITAL desde fuentes directas del penal, uno de los presos, de origen gitano, y que la tiene especialmente tomada con Jordi Sánchez, le muestra sus genitales en plan de mofa, y ha llegado a sacar su miembro al pasar cerca de su mesa en el comedor de la cárcel. 

Mientras en la calle los independentistas catalanes han convertido la libertad de los 'Jordis' en un nuevo clamor popular, en Madrid el líder de la ANC está viviendo un verdadero calvario 'made in Spain'. Quién se lo iba a decir a él, cuando organizaba las manifestaciones multitudinarias cada Diada. La 'niña bonita' del independentismo catalán. Que tome nota Puigdemont. Por si acaso. 


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.