La Comunidad de Madrid denuncia que el Gobierno da datos falsos para no levantar el Estado de alarma

♦ #StopCensura ¡Síguenos en Telegram!

El Ministerio de Sanidad y la Comunidad de Madrid no coinciden en la política y tampoco en los datos. Según ha notificado hoy el Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), adscrito al departamento que dirige Salvador Illa, la región gobernada por Isabel Díaz Ayuso presenta una incidencia acumulada de casos diagnosticados en los últimos 14 días de 501,28 por cada 100.000 habitantes. Seguiría por tanto superando el umbral fijado por el Gobierno para la intervención, que es de 500.

Madrid suspendería también en positividad de las pruebas realizadas, ya que alcanza el 18%, inferior a otras regiones como Melilla, Murcia, Navarra, las dos castillas, Aragón y Andalucía, pero por encima del umbral del 10. Y lo haría en ocupación de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCIS). Las camas ocupadas por pacientes Covid en estado crítico alcanzan el 38,28% delas instaladas, frente al 35% que establece de límite el Ministerio. La Comunidad de Madrid tiene, sin embargo, otros datos diferentes de incidencia.

Fuentes de la Consejería subrayan que en la semana 41, que es la que transcurre entre el 5 de octubre y el domingo 11, dicha incidencia acumulada ha descendido hasta los 446,5 casos por 100.000 habitantes. Hace pocas semanas llegó a superar la cifra de 800.

Si Sanidad midiera el porcentaje de camas de UCIS ocupadas en función de las instalables en pocos días, Madrid también bajaría del 35%, con lo que el único escollo que debería superar sería el de la positividad de los test para aprobar en los tres parámetros.

¿Y ahora, qué? Madrid notifica que baja de los 500 casos que ha fijado el Gobierno para justificar el Estado de alarma


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.