España | Comunidad de Madrid

Begoña Villacís ocultó una sociedad patrimonial de 2 millones de euros

casa begona villacis

La candidata de Ciudadanos a la alcaldía de Madrid, Begoña Villacís, ocultó durante tres años la sociedad patrimonial y profesional que administraba junto a su marido, Iuriscontencia SL. Como concejal del Ayuntamiento de Madrid, electa en 2015, está obligada a declarar tanto sus bienes como sus actividades, entre ellas los cargos mercantiles, según establece el artículo 8.1 h) de la Ley de Transparencia y el 75.7 de la Ley Reguladora de las Bases del Régimen Local (LBRL). Lo publica en exclusiva el diario ABC.

Villacís, que fue administradora solidaria de la sociedad desde febrero de 2007 hasta marzo de 2018, no lo reflejó en sus declaraciones de 2015, 2016 y 2017, como se puede comprobar en el portal de transparencia municipal. No fue hasta el año pasado cuando reconoció que había sido administradora de la empresa e informó del cese. 

Begoña Villacís y su esposo, el abogado Antonio Suárez-Valdés, crearon la sociedad mercantil en 2007 y registraron como objeto social el «asesoramiento jurídico a toda clase de personas, tanto físicas como jurídicas» y la «construcción, promoción, rehabilitación, compraventa y arrendamiento de todo tipo de bienes inmuebles». Inició operaciones con el capital social mínimo permitido, 3.010 euros.

Un año después, en julio de 2008, Iuriscontencia SL adquirió una parcela de 2.000 metros cuadrados en una zona residencial del municipio madrileño de Villanueva de la Cañada. La sociedad edificó una vivienda de 667 metros cuadrados y declaró la obra nueva en el año 2012, según refleja la documentación del Catastro

Dos días antes de las elecciones

El 22 de mayo de 2015, dos días antes de las elecciones municipales y tres semanas antes de que Begoña Villacís tomara posesión de su acta de concejal, su pareja, Suárez-Valdés, inscribió en el Registro Mercantil una declaración de unipersonalidad de la sociedad. Es decir, comunicó que desde ese momento el dueño del cien por cien de las participaciones sociales de Iuriscontencia era él. Así, Villacís traspasó su parte de la empresa a su marido, pero continuó como administradora solidaria, lo que le obligaba a comunicarlo en su declaración de bienes y actividades.

El valor de mercado de los tres inmuebles a nombre de la sociedad ronda los dos millones de euros. Casas similares a la de Villanueva de la Cañada se venden en el mercado por más de 1,5 millones (su valor catastral es de 519.000 euros), mientras que la oficina y el garaje no bajan de 500.000 euros. La sociedad los tiene contabilizados en sus activos en menos de 900.000 euros, pero este no es el valor real, sino el contable, y después de aplicar las amortizaciones anuales.

Patrimonio «oficial»

Begoña Villacís sí consignó en su declaración de bienes otros inmuebles que tiene a su nombre, como persona física. Se trata de tres viviendas en Madrid y otra en Villanueva del Pardillo. Dos de ellas le pertenecen al 50 por ciento y las otras dos al 33 por ciento, con valores catastrales que van desde los 64.701 euros a los 140.813 euros. Todos ellos los adquirió entre 2004 y 2012.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.