El VÍDEO censurado por los medios de comunicación y las agresiones a Hazte Oír

ignacio-arsuaga

Curiosa concepión de la libertad de expresión de los tolerantes y demócratas del pensamiento único. Haz lo que yo digo pero no lo que yo hago. O la típica y socarrada hipocresía de la izquierda. Todo está permitido... menos si no piensas como ellos. Entonces, debes ser morir quemado como las brujas en la época de la Inquisición. Nada nuevo bajo el Sol.

Feministas, el lobby gay, los círculos de Podemos, los abertzales... todos se han convertido en el nuevo KGB soviético de la España del siglo XXI. Y además, amparados permanentemente bajo el mantra de la subvención. Adoctrinamiento ideológico con el dinero de todos.

Los medios de comunicación, como parte interesada del sistema, viven permanentemente anclados a la teta del poder: y es que nadie muerde la mano que le da de comer. Sin las inyecciones públicas, la gran mayoría de mass-media desaparecerían. La perversión de la democracia los ha convertido en voceros del poder, en simples correveidiles al servicio de su amo. Periodistas de quita y pon sin más vocación que crear realidades paralelas para el consumo del gran público. La versión de 1984 de Orwell en modo 2.0.

La polémica por el bus de Hazte Oir, que proclama algo tan disparatado como que "los niños tienen pene" y "las niñas tienen vulva" (¡a quién se le habrá ocurrido semejante barbaridad!), llegó este viernes a Barcelona generando a su alrededor el revuelo habitual. Los Mossos d'Esquadra inmovilizaron el vehículo... y los lobbys de la izquierda se encargaron del resto.

El presidente de la organización, Ignacio Arsuaga, fue increpado, insultado, se le lanzaron huevos y tomates, con una violencia inusitada. El odio es trasversal. Incluso se boicoteó su intervención ante los medios de comunicación, saboteando que los periodistas hicieran su trabajo y evitando que pudiera expresarse en libertad. Hay que silenciarlo. Por lo civil, o por lo criminal.

Arsuaga recibió una pedrada en la cabeza, y tuvo que correr junto a los suyos a refugiarse en un local cercano, para evitar ser literalmente linchados por una turba de progres desbocada.

Curiosamente, en la era de la comunicación y la información instantánea, este vídeo no ha salido en ninguna televisión, ni se ha hablado de él en ningún medio de gran tirada. Se les habrá olvidado. A todos.

 


Titulares de portada

Los más leídos del mes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y poder ofrecerle contenidos o publicidad de su interés. Si continúa en la página, consideraremos que acepta su uso.